Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Multas de hasta 240 euros a quienes coman o se bañen en la Fontana di Trevi

Multas de hasta 240 euros a quienes coman o se bañen en la Fontana di TreviReuters

La alcaldesa de Roma, Virginia Raggi, ha aprobado una nueva ordenanza para mantener el "decoro urbano" del centenar de fuentes que hay en la capital italiana. Con esta nueva medida, se prohíbe "hacer picnic, consumir alimentos o bebidas" junto a las fuentes. Las multas por infringir estas medidas van desde los 40 a los 240 euros.

La alcaldesa romana, Virginia Raggi, dirigente del Movimiento 5 Estrellas, ha adoptado una serie de medidas para mantener el “decoro urbano” y preservar el patrimonio histórico de la ciudad.
Con una nueva ordenanza, se regula el uso que se hace del casi centenar de fuentes que hay en Roma. Aquellos que visiten las fuentes romanas hasta el próximo 31 de octubre, no podrán “hacer picnic, consumir alimentos o bebidas”. También prohíbe “sentarse, subirse o realizar cualquier otra conducta no compatible con el uso natural del bien público”.
Además, la ordenanza advierte que está prohibido “verter líquidos y/o lanzar cualquier objeto, con la excepción de las tradicionales monedas”, "lavar a animales, ropas y similares" o "dar de beber a los animales".
Las multas para quienes no respeten esta ordenanza, van de los 40 a los 240 euros.
Esta medida afecta a todas las fuentes de la capital italiana, pero sobre todo, a la célebre Fontana di Trevi. En ésta última se podrá seguir lanzando monedas, que como dice la leyende, todo aquel que lance monedas a la fuente, acabará volviendo a Roma.