Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OTAN se dotará de aviones para penetrar defensa antiaérea y explorará más cooperación antiterrorista con la UE

Los ministros de Defensa de la OTAN han acordado dotarse de más aviones capaces de penetrar las defensas antiaéreas y operar en un entorno conocido como 'A2D2' de denegación del espacio que ha empleado Rusia en Crimea, pero también en el enclave de Kaliningrado y en el Mediterráneo oriental, y han apostado por explorar una mayor cooperación con la Unión Europea en la lucha contra el terrorismo.
"Vamos a aumentar nuestras capacidades de defensa aérea. Vamos a aportar más aviones que son capaces de operar en áreas fuertemente defendidas, es decir, capaces de operar en áreas que están cubiertas por 'A2AD'", ha anunciado el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, en rueda de prensa.
Los Veintiocho han aprobado en su reunión de este jueves los objetivos de desarrollo de capacidades para la OTAN, ha explicado Stoltenberg, que no ha entrado en muchos detalles porque los objetivos no se hacen públicos.
"También vamos a aumentar el número de defensas aéreas y muchas otras capacidades que son necesarias en un entorno de seguridad nuevo y más exigente", ha explicado.
Los aliados también se comprometen a invertir en equipos "pesados" y en la disponibilidad más rápida de sus fuerzas, para poderlas desplegar más rápido en caso necesario y que las unidades militares están plenamente equipadas y cuenten con el personal y el entrenamiento necesario, es decir, que también se invertirá en "reforzar las capacidades existentes".
"Necesitamos financiación adicional para pagar las nuevas capacidades y por lo tanto es muy alentador ver que estamos progresando tanto en el gasto como en capacidades", ha celebrado Stoltenberg, que ha recordado que los países europeos y Canadá destinarán entre 2015 y 2017 46.000 millones de dólares más a defensa. "Es significativo, hace la diferencia", ha dicho.
Los países de la OTAN en su conjunto destinarán 945.962 millones de dólares (829.170 millones de euros) a precios corrientes en 2017 a gasto en defensa, según las estimaciones publicadas este jueves por la Alianza Atlántica, de los cuáles 703.729 millones de dólares (616.850 millones de euros) vienen de Estados Unidos y otros 242.234 millones de dólares (212.330 millones euros) de inversión la aportarán los países europeos de la OTAN.
España destinará 11.655 millones de dólares, equivalentes a 10.210 millones de euros al cambio actual, a precios corrientes, aunque será el tercer país de la OTAN que menos porcentaje de su Producto Interior Bruto (PIB) destinará a gasto en defensa en 2017, el 0,92% frente al objetivo pactado de destinar al menos el 2% desde el 0,81% que destinó en 2016, solo por delante de Bélgica (0,91%) y Luxemburgo (0,44%).
Solo seis países de la OTAN cumplirán en 2017 la meta de destinar el 2% del PIB a defensa como mínimo de aquí al 2024. Se trata de Estados Unidos (3,58%), Grecia (2,32%), Reino Unido y Estonia (2,14% en cada caso), Rumanía (2.02%) y Polonia (2,01%).
Por lo que se refiere al objetivo de destinar al menos el 20% del gasto dedicado a defensa a la adquisición de equipos, España destinará el 19,31% en 2017, según estimaciones de la OTAN, frente al 6,65% que destinó el año anterior.
En el caso de este objetivo, la OTAN estima que lo cumplirán Rumanía (46,49%), Luxemburgo (32,99%), Lituania (31,09%), Turquía (30,40%), Bulgaria (29,54%), Estados Unidos (28.55%), Noruega ( 25,65%), Francia (24,17%), Polonia (22,5%), Reino Unido (22,03%), Italia (20,94%), Letonia (20,29%) y Eslovaquia (20,16%). También se acerca Canadá (19,42%) y los que menos parte del gasto en cambio destinan a equipos son Bélgica (5,30%) y Eslovenia (6,09%).
Stoltenberg ha recordado que en los planes de defensa nacional que deberán presentar los aliados en diciembre deberán dar cuenta del "gasto, capacidades y contribuciones a las misiones".
Los ministros de Defensa de la OTAN también han discutido con la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, el refuerzo de la cooperación entre la UE y la OTAN, incluido "en la lucha contra el terrorismo", ha explicado Stoltenberg. Ambas organizaciones discutirán ideas concretas en diciembre.
Stoltenberg ha subrayado los progresos en la cooperación entre la UE y la OTAN en materia de ciberseguridad, donde son capaces de intercambiar información en tiempo real y emitir alertas inmediatas. "Hay necesidad de poder reaccionar inmediatamente juntos", ha explicado, recordando que hay "cero tiempo de alerta" para responder a ciberataques como los de esta semana.
También ha defendido que ambas organizaciones cooperan desde "muchos años" en la lucha contra el terrorismo en lugares como Afganistán, donde ambas han desplegados esfuerzos para entrenar a las fuerzas locales y anteriormente en Kosovo y Bosnia. "Creo que podemos hacer más", ha dicho.
"Podemos hacer más de este tipo de cooperación en países como por ejemplo Irak, donde la UE ha anunciado que aumentará su presencia allí. La OTAN ha decidido aumentar nuestras actividades en Irak con más entrenamiento" y para ayudar a consolidar las instituciones de defensa, ha explicado.
Por otra parte, Stoltenberg ha explicado que los aliados han comenzado a "planificar para la próxima cumbre" de la OTAN en 2018 en Bruselas y ha admitido que "julio" es "un buen candidato" pero todavía no hay "una decisión final sobre la fecha exacta".