Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nueva York y Washington conmemoran el décimo aniversario del 11-S

Obama, Bush, Biden y Bloomberg han presidido las ceremonias, en las que se han guardado minutos de silencio

Estados Unidos conmemora este domingo el décimo aniversario de los atentados del 11 de septiembre que causaron la muerte de casi 3000 personas en 2001. En Nueva York, el presidente del país, Barack Obama, el expresidente George W. Bush y el alcalde de la ciudad, Michael Bloomberg, han presidido los actos, mientras en Washington ha sido el vicepresidente Joe Biden el encargado. En ambas ciudades se han guardado minutos de silencio y se ha interpretado el himno estadounidense.
En Nueva York, el coro juvenil de Brooklyn ha dado comienzo con su interpretación del himno estadounidense a la ceremonia. Tras una breve presentación del alcalde de la ciudad, Michael Bloomberg, y al tañido de una campana, se ha guardado el primer minuto de silencio a las 8.46 (14.46 en España), el momento en el que el vuelo 11 de American Airlines con 92 personas a bordo -incluidos los cinco secuestradores- se estrelló contra la torre norte del World Trade Center.

A continuación, el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha tomado la palabra para leer el salmo 46 de la Biblia: "Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. Por tanto, no temeremos, aunque la tierra sea removida, y se traspasen los montes al corazón del mar".

En su segunda aparición, Bloomberg ha dado comienzo, con una cita de Shakespeare --"No midamos nuestra tristeza por su valor, porque entonces será interminable", de la obra Macbeth-- a la lectura de los nombres de las casi 3.000 víctimas de los atentados, algunos de ellos pronunciados por sus propios familiares, acompañados por la música de un violonchelo.

El nombramiento de las víctimas ha sido interrumpido brevemente por el segundo minuto de silencio para recordar a los 51 civiles y nueve tripulantes --sin contar a otros cinco secuestradores-- del vuelo 175 de United Airlines, que se estrelló contra la torre sur a las 09.01 de la mañana (15.01) en España.

A continuación, el expresidente George W. Bush ha tomado la palabra con la lectura de la conocida carta dirigida en 1864 por el presidente Abraham Lincoln a Lydia Bixby, quien perdió a cinco hijos durante la Guerra Civil estadounidense.

"Pido que nuestro Padre Celestial alivie la angustia de su dolor, y que solo conserve el apreciado recuerdo de sus amados y perdidos, y el solemne orgullo que supone haber realizado un sacrificio tan costoso ante el altar de la libertad", reza parte de la misiva.
Conmemoración también en Washington
El vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, el secretario de Defensa, Leon Panetta y el jefe del Estado Mayor, almirante Michael Mullen, presiden la ceremonia de conmemoración por las 184 víctimas del atentado perpetrado el 11 de septiembre de 2001 cuando el vuelo 77 de American Airlines se estrelló a las 9.37 de la mañana (15.37 en España) contra las instalaciones del Pentágono.

A la hora exacta del ataque, y al igual que sucedió en Nueva York, se ha guardado un minuto de silencio. "Aquí terminaron vidas y las esperanzas se vieron cortadas", declaró el almirante Mullen, tras una interpretación del himno 'Amazing Grace'. "Estamos aquí para recordar, honrar y llorar estas esperanzas", proclamó ante los presentes en su panegírico, recogido por la cadena de radio pública NPR.