Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere un miembro del grupo armado Hasm en un tiroteo con la Policía en El Cairo

Un miembro del grupo armado Hasm ha muerto este miércoles en un tiroteo con la Policía en la capital de Egipto, El Cairo, según ha informado el Ministerio del Interior en un comunicado.
El ministerio ha identificado a la víctima es Ahmed Mohamed Omar Sueilem, detallando que era buscado por las autoridades por su presunta participación en la muerte de varios policías en un atentado perpetrado en mayo.
Asimismo, ha asegurado que Sueilem estuvo involucrado en el asesinato de dos policías en enero y septiembre de 2016, tal y como ha recogido el diario local 'Al Ahram'.
El anuncio ha tenido lugar un día después de que el Gobierno anunciara la muerte de un alto cargo del grupo armado en un tiroteo con la Policía en la localidad de Snores, ubicada en la provincia de Fayún (norte).
El Ministerio del Interior indicó el martes que el muerto estaba a cargo del reclutamiento de miembros para el grupo y su envío a campamentos de entrenamiento.
El grupo, considerado como una formación terrorista por Egipto, ha reclamado la autoría de varios atentados ejecutados contra las fuerzas de seguridad en los últimos meses. Las autoridades aseguran que Hasm está vinculado a la organización islamista Hermanos Musulmanes.
Las autoridades han anunciado la muerte de numerosos miembros del grupo en los últimos meses. El domingo, mataron a dos de sus integrantes en un tiroteo en la Ciudad 6 de Octubre, en el Gran Cairo.
Egipto se enfrenta a una insurgencia principalmente en la zona del Sinaí que ha acabado con la vida de cientos de soldados y agentes de la Policía desde mediados de 2013, cuando el entonces jefe del Ejército y ahora presidente, Abdelfatá al Sisi, derrocó al presidente islamista Mohamed Mursi tras una serie de protestas.
Si bien los ataques más mortíferos han tenido lugar en el Sinaí, también se han perpetrado atentados contra las fuerzas de seguridad tanto en El Cairo como en otras ciudades. También han muerto cientos de presuntos terroristas en operaciones militares de seguridad.