Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Assange, abierto a negociar su salida de la Embajada de Ecuador en Londres

Assange saluda desde un balcón de la embajada de Ecuador en LondresReuters

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, ha conmemorado este jueves los seis meses transcurridos desde su encierro en la Embajada de Ecuador en Londres con un nuevo discurso en el que ha querido dejar claro que "la puerta está abierta" para quien quiera plantearle fórmulas para abandonar la legación.

Assange, que ha vuelto a criticar las "investigaciones inmorales" sobre él y sobre la actividad de Wikileaks, ha declarado desde el balcón de la Embajada que "la puerta está abierta" de cara a posibles conversaciones para negociar su salida o plantear un salvoconducto que le permita abandonar el edificio sin ser detenido.
El periodista australiano entró en la Embajada en junio para evitar su extradición a Suecia, donde está siendo investigado por presuntos delitos sexuales. Pese a que Ecuador le ha concedido asilo político, no puede abandonar la legación porque incumplió las condiciones de su libertad condicional en Reino Unido y podría ser detenido.
"Hace seis meses, entré en este edificio. Ha sido mi casa, mi oficina y mi refugio", ha declarado Assange, antes de dar las gracias al Gobierno ecuatoriano y a todos los que le han brindado apoyo en los últimos meses.
Assange ha lanzado un alegato en favor de la libertad de prensa y ha recordado a los "232 periodistas que están esta noche en la cárcel" y al militar estadounidense Bradley Manning, acusado en Estados Unidos por filtrar documentos clasificados a Wikileaks.
De cara al futuro, Assange ha apostado por seguir "revelando la verdad". Ha anunciado que Wikileaks, tiene "un millón de documentos" pendientes para su publicación en 2013. Estos nuevos documentos, ha añadido, "afectan a todos los países del mundo".