Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel abre 8 nuevas investigaciones sobre presuntos delitos cometidos en Gaza

Israel abre ocho nuevas investigaciones sobre presuntos delitos cometidos por el Ejército en GazaReuters

El Ejército israelí ha anunciado la puesta en marcha de ocho nuevas investigaciones criminales sobre presuntos delitos cometidos por sus militares durante la operación 'Margen Protector' efectuada el pasado verano sobre la Franja de Gaza, según ha hecho saber la Fiscalía General Militar de Israel.

Estos ocho "hechos excepcionales", como los califica el Ejército en su web, se suman a otras cinco investigaciones en curso, tal y como ha hecho saber el Fiscal General, el general Danny Efroni, quien además ha aprobado la publicación de los resultados de siete casos previos de presuntos actos ilegales cometidos por soldados israelíes en los que no se han hallado indicios de culpabilidad.
En total, el Ejército ha admitido unos 100 casos de presuntos crímenes de guerra cometidos durante la operación en Gaza, 85 de los cuales están en diferentes fases de tramitación -no necesariamente objeto de investigación todavía-.
Entre los actos examinados por el Ejército se encuentra un ataque aéreo en Jan Yunis que presuntamente tenía como objetivo a un alto responsable del movimiento islamista Hamás y que se cobró la vida de 27 palestinos, entre ellos 19 menores y un niño de cuatro años, según datos recabados por las ONG B'Tselem y el Centro Palestino para los Derechos Humanos.
Un denominador común en la mayor parte de las investigaciones es que el Ejército israelí no advirtió con la antelación suficiente -o no advirtió en absoluto- de los ataques a la población civil gazací.
Otro caso se centra en una queja remitida por otra ONG, que acusó a las fuerzas israelíes de matar el 29 de julio a un palestino identificado como Mohamed Tawfik Mohammed Kadiach cuando llevaba una bandera blanca, antes de usar a la familia del propio Kadiach como "escudos humanos".
El Ejército ha lanzado estas investigaciones de carácter estrictamente interno para demostrar "su compromiso con sus obligaciones internacionales".