Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel refuerza su ofensiva militar en Gaza con 75.000 reservistas

Una columna de humo se eleva en medio de un populoso barrio de Gaza tras los bombardeos de la aviación israelíReuters

Las sirenas han sonado a lo largo de este viernes en Tel Aviv y Jerusalén ante los continuos ataques con misiles lanzados desde suelo palestino. El brazo armado de Hamás, las brigadas Ezedin al Qassam, han reivindicado a través de su cuenta en Twitter el lanzamiento de un  cohete "M75 de fabricación casera" contra la capital administrativa del país y de dos cohetes de fabricación casera, su célebre Qassam, hacia Jerusalén. Por su parte, el ejército ha informado que al menos tres soldados israelíes han resultado heridos en las últimas horas por un cohete disparado desde la Franja de Gaza y que ha impactado en el sur de Israel. En este contexto, el Gobierno ha aprobado la movilización de 75.000 reservistas que hacer prever una operación militar terrestre contra la Franja de Gaza en el marco de la operación 'Pilar de Defensa', iniciada el miércoles en represalia por el lanzamiento de cohetes desde este territorio costero palestino.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se ha reunido este viernes con sus principales ministros para debatir la evolución de la operación militar sobre la Franjay ha logrado el consenso para el refuerzo del Ejército.
El Ejecutivo había autorizado el pasado jueves la movilización de hasta 30.000 reservistas, pero el ministro de Defensa, Ehud Barak, solicitó este viernes permiso para convocar a más del doble de efectivos.
Una fuente gubernamental consultada por el 'Yedioth' ha adelantado que habrá un aumento "significativo" de la operación sobre la Franja, sin aclarar si esto significa pasar de la ofensiva aérea a otra que incluya incursiones terrestres.
El brazo armado de Hamás ha asegurado que ha disparado dos cohetes de fabricación casera, su célebre Qassam, hacia Jerusalén, minutos después de que las sirenas sonaran en la ciudad.
El Ejército israelí ha confirmado el lanzamiento de dos cohetes desde la Franja de Gaza con destino a Jerusalén, pero ha precisado que ambos han caído al sur, cerca del bloque de asentamientos de Gush Etzion, a unos 12 kilómetros de Jerusalén.
"Las Brigadas Al Qassam lanzaron dos misiles de fabricación casera M75 hacia la Jerusalén ocupada", ha informado el brazo armado de Hamás en su cuenta de Twitter.
Hace unas horas las Brigadas Ezedin al Qassam habían informado de que habían disparado "por primera vez" un "misil de largo alcance" hacia el edificio de la Knesset, el Parlamento israelí, en Jerusalén.
Tres soldados israelíes heridos y 28 palestinos fallecidos
Los ataques con cohetes desde la Franja de Gaza han causa, al menos heridas a tres soldados del ejército israelí, frente a los 28 palestinos fallecidos, según fuentes de esta institución.
Según los medios israelíes, los soldados han resultado alcanzados en la zona de Eshkol. Uno de ellos presenta heridas de carácter moderado mientras que los otros dos recibieron heridas leves. Los tres han sido trasladados a un centro médico en la ciudad de Beersheba.
Por otra parte, uno de los portavoces del Ejército israelí, Roni Kaplan, ha denunciado que sus fuerzas han respetado "la tregua" decretada durante la visita del primer ministro egipcio, Hisham Kandil, a Gaza esta mañana pero los "movimientos terroristas de la Franja "aprovecharon para lanzar 60 misiles".
De acuerdo con los datos ofrecidos por el Ejército, desde que comenzó la operación 'Pilar de defensa' contra Gaza este miércoles, los grupos armados palestinos han disparado 510 cohetes, de los que solo 26 han estallado en zonas urbanas del sur del país. Además, el sistema de defensa 'Cúpula de hierro' ha interceptado más de 160 cohetes.
Movilización de reservistas
El contingente que ha aprobado el jefe de las Fuerzas de Defensa israelíes supone algo más de la mitad de los 30.000 reservistas que el jueves había solicitado tener a disposición el ministro de Defensa, Ehud Barak.
El jefe de Estado Mayor ha ordenado, además, el despliegue de una nueva batería de misiles, la quinta, para el sistema de defensa aérea Iron Dome (Cúpula de acero), ante el aumento de cohetes lanzados desde el territorio palestino que controla el Movimiento de Reistencia Islámica (Hamás).
"Las IDF están avanzando para llamar a filas a las fuerzas de reserva ante una operación terrestre en la Franja de Gaza", ha advertido el portavoz de las Fuerzas de Defensa israelíes, el general de Brigada Yoav Mordechai. "La Inteligencia Militar sigue esforzándose para determinar objetivos adicionales", ha explicado.
En cumplimiento de las órdenes del titular de Defensa, el sistema de defensa aérea Iron Dome será reforzado este sábado por la noche con una nueva batería de misiles. La llegada de este equipo ya estaba prevista pero se ha adelantado en dos meses por el aumento de los lanzamientos de cohetes desde Gaza contra territorio israelí.