Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fidel Castro celebra su 89 cumpleaños junto a Maduro y Morales

Fidel Castro celebra su 89 cumpleaños junto a Maduro y MoralesREUTERS

El expresidente cubano, Fidel Castro, ha celebrado su 89 cumpleaños junto a los presidentes de Venezuela y Bolivia, Nicolás Maduro y Evo Morales, respectivamente, dos de sus principales "amigos" y aliados regionales. Esta celebración se produce un día antes de la llegada a la isla del secretario de Estado norteamericano, John Kerry, que acude a la inauguración de la embajada de EEUU.

Morales había viajado hasta La Habana para pasar este día con quien considera su "mentor" político pero finalmente ha sido él el sorprendido al ver aparecer a Castro y Maduro en un autobús para recogerle en el hotel donde se alojaba.
Los medios de comunicación oficiales han difundido una fotografía en la que puede verse a los tres mandatarios. Maduro y Morales observan sonrientes a un Castro vestido con una sudadera y con una gorra de béisbol.
"Para Bolivia todo el cariño del mundo y mi admiración", ha dicho el líder de la Revolución Cubana en unas breves declaraciones a una emisora boliviana.
Al margen de las visitas privadas, el régimen comunista se ha encargado de que todo Cuba celebre el cumpleaños de Castro con varios conciertos y exposiciones de fotografías y cuadros en su honor.
Castro gobernó la isla caribeña durante 49 años y en 2008 cedió el testigo a su hermano Raúl debido a problemas de salud. Desde entonces se ha mantenido en la sombra, irrumpiendo en la escena política a través de sus cada vez más espaciadas 'Reflexiones'.
La celebración se produce un día antes de la llegada a la isla del secretario de Estado norteamericano, John Kerry, que acude a la inauguración de la embajada de EEUU. Es la primera vez en 70 años que un secretaroi de Estado norteamericano pisa la isla.