Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Eurodiputados de izquierdas y ecologistas se alían para avanzar hacia una UE "solidaria y cooperativa"

Eurodiputados de los grupos Alianza Libre de Socialistas y Demócratas (S&D), Izquierda Unitaria Europea (GUE) y los Verdes han puesto este martes en marcha una alianza progresista, que han denominado 'Progressive Caucus', con el objetivo de crear un espacio de diálogo en el Parlamento Europeo y avanzar hacia una UE más "solidaria, cooperativa y ecológica".
El objetivo de este nuevo espacio es "fortalecer" las voces progresistas en la Eurocámara, según han informado en un comunicado, en el que también defienden que "es el momento de cambiar la Europa neoliberal, insostenible e injusta", tanto a nivel nacional como a nivel comunitario, y construir un "proyecto europeo basado en la solidaridad, la cooperación y la ecología".
El eurodiputado de ICV (Verdes), Ernest Urtasun, ha explicado en la rueda de prensa de presentación de la iniciativa que el objetivo es llenar un "doble vacío". Por un lado, la "no existencia" de un marco de diálogo entre los diputados de izquierdas. Y por otro, la percepción en la sociedad de la "falta de voces de la izquierda" sobre el proyecto de la UE.
"Poco a poco podemos llenar ese vacío, que la gente vea que la gente se mueve", ha señalado el eurodiputado, que además ha valorado que el primer evento de la alianza, que tiene lugar durante la tarde de este martes, verse sobre el tratado de libre comercio entre el bloque comunitario y Canadá, conocido como CETA.
El eurodiputado griego de Syriza (GUE) Dimitrios Papadimoulis ha apuntado que el 'Progressive Caucus' pretende tanto debatir sobre cuestiones que afectan directamente a los ciudadanos europeos como contrarrestar a las formaciones de extrema derecha, que en su opinión están "explotando la crisis".
"El 'caucus' es una iniciativa donde tenemos diferentes puntos de vista, tradiciones u opiniones sobre la integración europea, pero una cosa en común: los bajos salarios y estándares sociales están dañando la economía. Las crisis de Europa no se pueden superar si estas políticas continúan bajo una gran coalición", ha añadido el europarlamentario alemán Fabio de Masi (GUE).
Por su parte, la eurodiputada de los Verdes Eva Joly ha destacado que el objetivo de el evento organizado sobre el CETA persigue el objetivo de que se conozcan los efectos que este acuerdo comercial puede tener sobre la población europea. "Es muy importante reunirse y exponer todas las consecuencias", ha defendido.
En la misma línea se ha expresado el socialista francés Guillaume Balas, quien ha afirmado que las "desastrosas" consecuencias del acuerdo sobre los estándares sociales y medioambientales. "Vemos por el momento que el CETA está permitiendo juntarse a los progresistas y hablar de ello para protestar", ha sentenciado.