Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

España condena la nueva "provocación" norcoreana y anticipa "consecuencias"

El Gobierno español ha expresado su "seria preocupación" por el lanzamiento de un misil balístico por parte del régimen norcoreano y ha condenado esta nueva "provocación", que se suma a una "grave escalada" en la actividad militar que "tendrá consecuencias en las relaciones bilaterales".
El Ministerio de Asuntos Exteriores y de Cooperación ha subrayado en un comunicado que este "acto irresponsable" supone una violación de las resoluciones adoptadas por el Consejo de Seguridad de la ONU y "pone en serio peligro la paz y seguridad internacionales".
El departamento que encabeza Alfonso Dastis ha recordado que el pasado 6 de julio, a raíz del disparo de un misil intercontinental, el Ministerio ya convocó al embajador de Corea del Norte en España para trasladarle el rechazo a este tipo de pruebas.
España exige a Corea del Norte que "cese sus actos de provocación, cumpla conlas resoluciones del Consejo de Seguridad y renuncie de manera total,verificable e irreversible a sus programas nuclear y balístico".