Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Imputan por amenazas al supuesto remitente de la carta con veneno a Obama

La fiscalía federal de Estados Unidos ha imputado cargos de amenazas contra Paul Kevin Curtis, el hombre detenido el martes por su presunta relación con el envío de varias cartas con veneno a varias autoridades, incluido el presidente norteamericano, Barack Obama.

Horas antes de que Curtis, de 45 años, comparezca por primera vez ante el juez, las autoridades ya han abierto un procedimiento penal contra él en un tribunal de distrito de Misisipi por el envío de las cartas, ha informado en un comunicado el FBI. Uno de los paquetes tenía como objetivo "quitar la vida o infligir daños corporales al presidente de Estados Unidos".
El FBI ha subrayado que "un acusado es inocente hasta que un tribunal dmuestra su culpabilidad", si bien ha recordado que Curtis se enfrenta a penas de hasta quince años de cárcel, tres de libertad vigilada y una multa de 500.000 dólares (382.000 euros). La agencia ha pedido a la población que permanezca alerta ante "cartas sospechosas".
Los tres envíos contenían el mismo mensaje. "Quizás tenga tu atención ahora / Aunque eso significa que alguien debe morir", decía la carta en una de sus partes, según las pruebas presentadas por el FBI y el Servicio Secreto. "Soy KC y apruebo este mensaje", concluía.
Aunque no han trascendido detalles sobre las circunstancias o motivos del envío de las cartas, un periódico local de Misisipi ha publicado supuestas fotografías del detenido, según CNN. En estas imágenes, extraidas del perfil de Facebook de una persona llamada Paul Kevin Curtis, aparece un hombre disfrazado como Elvis y promocionándose como imitador de artistas.