Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Continúa el colapso en el sistema informático de British Airways

La escena, la de los pasajeros esperando en las largas cosas, otros durmiendo en bancos, los afortunados, o durmiendo, los que más. Esa han sido algunas de las consecuencias de las 24 horas de colapso en el sistema informático de British Airways. 1.000 vuelos afectos, miles de viajeros que se han quedado en tierra. La compañía pide perdón. 

En sus redes sociales han asegurado que están trabajando para que todo vuelva a la normalidad, pero ni las tripulaciones ni los aviones están donde deberían. Dicen que van a tardar un tiempo en que todo esté bien. La compañía se ha comprometido a devolver el dinero a todos los que decidan no volar, y también a pagar todos los gastos ocasionados por las molestias a los pasajeros.