Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Condenan al hacker rumano 'Guccifer' por entrar en ordenadores estadounidenses

El hacker rumano conocido como 'Guccifer', el primero en revelar que Hillary Clinton utilizaba un correo electrónico privado para tratar asuntos de Estado, ha sido sentenciado este jueves a 52 meses de prisión por un tribunal del estado de Virginia, por entrar en las cuentas privadas de decenas de políticos y ciudadanos estadounidenses.
Marcel Lazar, conocido en Internet como 'Guccifer', fue extraditado por Rumanía a Estados Unidos en 2014, para ser juzgado por el tribunal federal de Alexandria. El pasado mayo, se declaró culpable de haber entrado de forma no autorizada en cientos de ordenadores privados y de haber suplantado la identidad de decenas de personas.
Lazar ha admitido haber perpetrado ataques informáticos contra más de 100 norteamericanos desde su casa en Rumanía. Entre las víctimas se encuentra Sidney Blumenthal, que fue consejero de Clinton mientras era secretaria de Estado. Colin Powell, antiguo secretario de Estado, también sufrió ataques por parte de Lazar.
El juez encargado del caso, James Cacheris, ha condenado a Lazar a más de cuatro años de prisión y ha alegado que era necesaria una condena "dura" para acabar con los ataques informáticos, a los que ha calificado de "epidemia", de acuerdo con el diario norteamericano 'The Washington Post'.
'Guccifer' es uno de los hackers más famosos en el mundo 'online' gracias a sus ataques contra políticos y estrellas de Hollywood. El grupo de hackers denominado 'Guccifer 2.0', en honor a Lazar, ha reivindicado la autoría del ciberataque que sufrió el Comité Demócrata Nacional.
A mediados de julio, Wikileaks filtró más de 20.000 correos electrónicos del Comité Nacional Demócrata, que demuestran que el máximo órgano del Partido Demócrata presentaba un claro favoritismo por Clinton. Por ello, exploró distintas vías para perjudicar la campaña del precandidato presidencial Bernie Sanders. El escándalo provocó que la presidenta del CND, Debbie Wasserman Schultz, anunciase su dimisión.
Según ha informado el periódico estadounidense 'The New York Times', Lazar no tenía ningún tipo de experiencia como informático, y obtuvo los datos necesarios para entrar en las cuentas de sus víctimas a través de la información que leyó en sus páginas de Wikipedia.