Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

'Chúo' Torrealba asegura que gracias a la lucha del pueblo venezolano se celebrará el revocatorio en 2016

El secretario ejecutivo de la opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Jesús 'Chúo' Torrealba, ha asegurado este jueves que gracias a la lucha del pueblo venezolano, el referéndum revocatorio contra el presidente, Nicolás Maduro, conseguirá celebrarse en 2016.
Un día después de que el Consejo Nacional Electoral (CNE) fijara un calendario aproximado que sitúa la celebración de la consulta a lo largo del primer semestre de 2017, el líder opositor ha respondido al alcalde del municipio Libertador de Caracas, Jorge Rodríguez --quien además es jefe de la Comisión de Verificación de Firmas--, y le ha indicado que el referéndum sí se hará este año.
Rodríguez había asegurado previamente que la consulta quizás no podría ni celebrarse en 2017, debido a la "cantidad de fraudes" cometidos por la MUD en el proceso de activación de la herramienta.
No obstante, Torrealba ha respondido diciendo que conseguirán convocarla para 2016, ya que el oficialismo no tiene "ni respaldo nacional ni apoyo internacional".
En caso de que la consulta se convoque pasado el 10 de enero, y de salir favorable a la salida de Nicolás Maduro, será el vicepresidente, Aristóbulo Istúriz, el que gobierne de forma interina hasta 2019.
Para esto tendría que concluirse de forma favorable la segunda fase de recolección de firmas, que tendrá lugar entre el 26 y el 28 de octubre en horario de 8:00 a 12:00 horas, y de 13:00 a 16:00 horas (hora local). Durante estos tres días, la oposición deberá recabar las firmas y huellas dactilares del 20 por ciento de los votantes registrados --unos cuatro millones de venezolanos--.
Transcurrido el plazo de tres días, el CNE tiene otros 15 para autenticar los apoyos o rechazarlos, como ya hizo en 2004 con el referéndum revocatorio que se planteó entonces contra el fallecido presidente venezolano Hugo Chávez.
Si el CNE da su 'placet', debe convocar el revocatorio en los 90 días siguientes. Para que el mandato presidencial llegue a su fin deben votar a favor un número igual o superior de electores a los que apoyaron la elección, en el caso de Maduro 7,5 millones, con una participación mínima del 25 por ciento, unos 4,8 millones.