Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cavusoglu viajará de todos modos a Rotterdam a pesar de la prohibición de las autoridades contra su mítin allí

El ministro de Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu, ha decidido viajar de todos modos a la ciudad holandesa de Rotterdam a pesar de que las autoridades han prohibido la celebración de su mítin para informar a la diáspora turca sobre el referéndum del próximo 16 de abril en el que está en juego la ampliación de los poderes del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.
Esta prohibición se ha repetido en Alemania, donde las autoridades han citado "motivos de seguridad" para anular la convocatoria, en lo que el propio Erdogan ha calificado como "una práctica comparable al Nazismo". Los comentarios del presidente junto a la detención por las autoridades turcas de un periodista turcoalemán por su presunta afinidad a las guerrillas del Partido de los Trabajadores del Kurdistán han deteriorado unas, de por sí, tensas relaciones entre ambos países.
Cavusolglu ha denunciado que la ciudadanía turca residente en Holanda está "secuestrada" por las autoridades y ha avisado de que si no le permiten entrar en el país, Turquía podría plantearse la imposición de sanciones económicas y políticas contra Holanda.
Y, una vez más, el ministro ha vuelto a pedir a la Unión Europea que cumpla lo antes posible con su parte del acuerdo migratorio por el que Turquía se compromete a actuar de "estado tapón" para frenar la gran ola migratoria a cambio de que Bruselas conceda a sus ciudadanos la libertad de visado. "Si esto no se aplica, todos los acuerdos restantes quedarán anulados", ha amenazado el ministro en declaraciones a la división turca de la cadena CNN.