Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Histórico saludo entre el príncipe Carlos y el líder del Sinn Fein

El príncipe Carlos de Inglaterra ha estrechado la mano este martes con Gerry Adams en el que supone el primer encuentro con el líder del brazo político del desaparecido Ejército Republicano Irlandés (IRA) que asesinó a su tío abuelo en un atentado con bomba hace 36 años.

Ambos han intercambiado unas frases durante una recepción en la ciudad de Galway, en el oeste de Irlanda, un día antes de que el príncipe visite el lugar cercano en el que el IRA asesinó a Lord Louis Mountbatten en 1979.

El último de una serie de gestos de reconciliación entre Reino Unido y el Sinn Fein supone la primera ocasión en la que Adams se ve con un miembro de la familia real. El IRA puso fin a su lucha armada de 30 años contra la soberanía británica en Irlanda del Norte en 1998 en virtud de los acuerdos de Viernes Santo.

Irlanda del Norte ha permanecido tranquila en gran medida desde entonces pero pequeños grupos escindidos siguen cometiendo ataques contra objetivos británicos, de ahí que se haya reforzado la seguridad ante la visita del príncipe de Gales.

Otras tres personas, incluido un chico de 14 años ahijado del príncipe, murieron cuando el IRA hizo saltar por los aires la embarcación en la que Mountbatten, que fue un alto cargo militar británico durante la Segunda Guerra Mundial, estaba de vacaciones en la región.

Por su parte, el príncipe Carlos ha sido una figura odiada entre los partidarios de una Irlanda unida por su posición como jefe del Regimiento de Paracaidistas del Ejército británico, que jugó un papel clave en la matanza del Domingo Sangriento en 19721 en la que trece civiles católicos fueron abatidos durante una marcha.

En declaraciones antes del encuentro, Adams, que es diputado en Irlanda, ha dicho que la visita supone una oportunidad para la reconciliación personal. En declaraciones a la televisión irlandesa RTE ha adelantado que iba a "expresar pesar, algo que he hecho en muchas ocasiones". "Cualquiera que quiera una Irlanda unida tiene una obligación de abrazar esto y de ser amigo de nuestros vecinos".

En 2012, la reina Isabel II de Inglaterra se vio con Martin McGuinness, antiguo comandante del IRA y alto cargo del Sinn Fein, en un encuentro considerado como un paso clave en el acercamiento a Irlanda del Norte.