Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Testigos vieron cómo el niño fue arrastrado bajo el agua. No ha podido sobrevivir"

Después de emplear toda la noche lanchas, buzos, expertos cazadores y hasta helicópteros, las autoridades todavía ofrecían un mensaje de esperanza. Pero pocas horas después los ánimos cambiaban. "Hay testigos que vieron cómo el niño fue arrastrado bajo el agua. Sabemos que es eso lo que ha ocurrido y que no ha podido sobrevivir", anunciaba la Policía. Su familia pasaba las vacaciones en el parque de atracciones de Orlando. El pequeño jugaba en el lago cuando sus padres vieron cómo el caimán le atacaba. No consiguieron salvarle de sus mandíbulas. Precisamente esta de Florida es una zona plagada de caimanes, y muchos carteles advierten del peligro. Solo durante esta mañana se han encontrado cuatro cerca de la orilla. Aún así, las labores para recuperar el cuerpo del niño continúan.