Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama elogia la solidaridad del Gobierno griego con los refugiados

Cuando la era Trump está a punto de comenzar, cualquier gesto de Obama, cualquier declaración, se observa bajo una óptica diferente. Y más si las palabras las pronuncia en Grecia, el país más castigado por la crisis económica y por la denominada 'crisis de refugiados'. Frente a las críticas del presidente electo contra la OTAN y los países socios por no pagar, Obama hace lo contrario: elogia a Grecia por ser uno de los países que mantiene un mayor gasto militar a pesar de las dificultades. Frente a las amenazas de Trump de deportar a tres millones de indocumentados de forma inmediata, Obama vuelve a felicitar a Grecia; por lo contrario, por su compasión. "Quiero agradecer públicamente al pueblo griego su respuesta humanitaria frente a la llegada masiva de refugiados buscando la seguridad de Europa", ha dicho. Frente al triunfo del discurso del odio, Obama advierte: el nacionalismo, el tribalismo rompen la sociedad, se construyen a partir de la división entre nosotros y ellos. "Cuando impedimos a los negros, o latinos, o asiáticos o gays, o mujeres... participar plenamente en la construcción de la vida americana, no sacamos todo el potencial que tenemos como país", recalca. Las sociedades deben potenciar lo que tienen en común, no la diferencia. Es el mensaje de despedida de Obama; mensaje a una Europa que también construye muros y también rechaza la llegada masiva de migrantes a sus costas.