Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Aumentan a 42 los muertos por la explosión registrada la semana pasada en una mina de carbón en Irán

El balance de víctimas mortales a causa de la explosión registrada la semana pasada en una mina de carbón en la provincia iraní de Golestán, situada en el noreste del país, ha ascendido a 42, según han confirmado las autoridades.
El vicegobernador provincial ha indicado que los equipos de rescate han recuperado otros siete cuerpos en el lugar, según ha informado la agencia iraní de noticias Tasnim. Los trabajos continúan en la zona.
La explosión, que provocó el derrumbe parcial de la mina, tuvo lugar debido a la acumulación de metano en el lugar.
El líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jamenei, expresó sus condolencias a las familias de las víctimas tras el incidente, describiendo el suceso como "un accidente trágico y desastroso". "Es necesario que se tomen todas las medidas posibles para rescatar a los que están atrapados", afirmó.
Por su parte, el presidente iraní, Hasán Rohani, ofreció también sus condolencias a las familias de las víctimas, agregando que el suceso "ha puesto de luto a toda la nación".
Rohani envió al ministro de Trabajo y Bienestar a la mina, en la que trabajan 500 operarios, para supervisar las tareas se rescate y la atención a las víctimas.