Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Armado, irrumpe en un plató de la sede de la televisión pública holandesa

Un hombre armado, que ha afirmado pertenecer a un grupo de hackers informáticos, ha entrado en las oficinas de la televisión pública holandesa NOS y ha conseguido llegar hasta uno de los platós de los servicios informativos porque quería salir en antena para dar un mensaje que cambiaría el curso de la sociedad. A las 20.00 horas de la tarde de este jueves, la cadena se iba por unos minutos a negro y mostraba un mensaje en el que explicaba que, por "circunstancias", no podía emitir en ese momento. El joven vestido con traje y corbata llevaba una pistola con silenciador y exigía 10 minutos en el aire. Según trabajadores de la televisión, el individuo afirmó pertenecer a un grupo de hackers informáticos y habló de ocho bombas de gran calibre con material radiactivo repartidas por todo el territorio. A pesar del incremento de la vigilancia en la televisión tras la matanza en el 'Charlie Hebdo', el semanario francés, el joven consiguió amenazar a una guardia de seguridad y se coló en las instalaciones. Los estudios de la cadena, en la localidad de Hilversum, fueron evacuados como medida de prevención, anque el incidente no llegó a más y las fuerzas de seguridad le detuvieron rápidamente.