Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Breivik vuelve a abrir el juicio con un saludo nazi

Con traje y una expresión seria lo volvía a hacer. Como en pasadas ocasiones, Anders Breivik, condenado a 21 años por asesinar a 77 personas en 2012, hizo su entrada en la sala del juicio realizando el saludo nazi. Tenía lugar el juicio por la apelación del Estado Noruego por un proceso anterior. El pasado año, un tribunal de Oslo condenó al Estado de Noruega por las condiciones de encarcelamiento de Breivik en aislamiento total. Dispone de 30 metros cuadrados compuestos por tres celdas donde tiene un ordenador, una videoconsola, televisión, libros y aparatos de gimnasia, sin embargo no puede relacionarse con otros presos ni tener correspondencia. Hoy ha comenzado la apelación de este juicio. Durante la primera vista, el fiscal ha justificado este asilamiento por el carácter extremista peligroso del preso protegiendo así a la sociedad de posibles nuevos actos criminales.