Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Se establece el contacto visual con los mineros atrapados en Chile a través de una cámara

La cámara ha podido ser bajada en la sonda hasta el refugio subterráneo, situado casi 700 metros de profundidad, donde ha filmado a los mineros realizando gestos de alegría.
El jefe de las operaciones de rescate de la mina, André Sougarret, ha informado de que a las 8.00 horas del lunes hora local (14.00 horas en la España peninsular) podría empezar el envío de medicinas y alimentos.
Por el momento se podrá suministrar a los mineros agua, glucosa y más tarde otro tipo de alimentos, según el responsable de las labores de rescate, Andrés Sougarret. Sin embargo, no se podrá sacar a los trabajadores de la mina hasta pasados unos meses, debido a la gran profundidad que implica su rescate a una profundidad tan elevada.
Piñera anunció que estaban vivos
La buena noticia fue anunciada por el presidente chileno, Sebastián Piñera, que presentó ante los medios un papel que los mineros pegaron a la sonda y en el que se podía leer "estamos bien en el refugio, los 33".
Piñera afirmó en una entrevista a la emisora local Radio Bío Bío que los mineros "aparentemente en buenas condiciones, reconocieron la cámara y le hicieron gestos de alegría, pero no pudimos establecer contacto auditivo con ellos".
El mandatario aseguró que los mineros tenían los torsos desnudos "porque debe hacer calor", pero que les vio "con ánimo y con fuerza, lo cual me dio mucha alegría y mucha fe".
Piñera leyó además extractos de una carta que uno de los mineros, Mario Gómez, de 63 años, le escribió a su familia e hizo subir a través de la sonda."Estoy bien, gracias a Dios. Espero salir pronto, paciencia y fe. Dios es grande y con la ayuda de mi Dios vamos a lograr salir con vida de esta mina, aunque tengamos que esperar meses para la comunicación (...) Les quiero decir a todos que estoy bien y que estoy seguro que vamos a salir con vida", se podía leer en la misiva.