Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Rey pide a los militares trabajar "unidos para seguridad y bienestar de los españoles"

El Rey ha arrancado el año retomando cierta normalidad en su agenda pública. Como es tradición, ha presidido la Pascua Militar que se ha convertido en el primer acto fuera de Zarzuela al que ha acudido el monarca desde su última operación de cadera el pasado 21 de noviembre. Durante su discurso, don Juan Carlos ha animado a los militares españoles a "perseverar" en su "ejemplaridad" y su "vocación de servicio" y a "seguir transmitiendo confianza y seguridad", pero también para "continuar trabajando unidos por la seguridad y el bienestar del conjunto de los españoles".

"Nuestra sociedad responderá siempre a vuestra generosidad con su reconocimiento y admiración, como reflejan las encuestas", ha resaltado el monarca durante su discurso durante la celebración de la Pascua Militar en el Palacio Real ante los Príncipes de Asturias, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, los ministros de Defensa e Interior, Pedro Morenés y Jorge Fernández Díaz, respectivamente, y la cúpula militar.
El jefe del Estado ha pronunciado estas palabras acodado en un atril en el Salón del Trono, adonde ha llegado ayudado de las dos muletas que viene utilizando desde que fue operado de la cadera a finales del pasado noviembre.
Debido a la convalecencia del monarca, este año, al igual que el pasado, cuando el Rey se recuperaba de otra operación de cadera, la celebración de la Pascua Militar no ha incluido revista a las tropas ni el tradicional besamanos de las autoridades, por lo que la duración del acto ha sido más corta que en otras ocasiones, reduciéndose a poco menos de una hora.
Don Juan Carlos ha asegurado en su discurso ser "plenamente consciente del enorme esfuerzo" que están realizando las Fuerzas Armadas por "mantener las capacidades que se requieren para mantener la seguridad y la defensa" de España, "en un escenario económico de gran complejidad".
"Resulta por tanto imprescindible continuar avanzando por la senda que nos permita obtener el máximo rendimiento de los recursos y mantener la operatividad de nuestras unidades", ha emplazado el jefe del Estado.