Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP ve "abuso de derecho" e "intencionalidad política" en la citación de Rajoy

Sorpresa y malestar en el PP por la citación de Rajoy como testigo en la Gürteltelecinco.es

La citación de Mariano Rajoy para declarar como testigo en el 'caso Gürtel' ha causado sorpresa y malestar en el Gobierno y en el PP. De hecho, fuentes del Ejecutivo y del partido consultadas por Europa Press han admitido en privado que era una posibilidad que daban por descartada después de haber sido rechazada en dos ocasiones anteriores.

Aunque en las filas del PP dan por "amortizada en líneas generales" la trama Gürtel y no creen que provoque más desgaste al Gobierno, sí que auguran que este asunto será utilizado en las próximas semanas por la oposición para "hacer ruido", subrayan las mismas fuentes.
En concreto, el tribunal que juzga la primera época de la trama Gürtel (1999-2005) ha aceptado citar a declarar en calidad de testigo a Rajoy para que certifique si existió una caja B en el PP durante su etapa de secretario general y como director en varias campañas electorales. Esta decisión se produce a pesar de la posición contraria tanto de la Fiscalía como del abogado del Estado, el abogado del PP y varios letrados de la defensa.
Fuentes gubernamentales han señalado a Europa Press que no esperaban esta decisión sino que confiaban en que se volviera a rechazar la citación. Y de la misma manera, desde el PP han admitido que descartaban la posibilidad de que Rajoy pudiera ser llamado a declarar como testigo en Gürtel.
Lo inesperado de esa decisión del tribunal ha provocado un duro comunicado del PP, en el que reconoce no "compartir" esta decisión, que "contradice claramente su propia doctrina" de febrero y octubre de 2016.
Además, el PP advirte del "error al que induce" la acusación popular de ADADE, --que según recalca está "liderada" por personas conocidas por "su cercanía" al PSOE-- al hacer uso de "alegaciones falsas y atribuir a Rajoy unas funciones que no correspondían a sus cargos y responsabilidades orgánicas".
LOS POPULARES DENUNCIAN UNA SITUACIÓN DE "ABUSO DE DERECHO"
En este sentido, en el comunicado publicado por los pupulares admiten que, a su entender, hay una "clara intencionalidad política" en esa decisión.
"El Partido Popular respeta, pero no puede compartir la decisión adoptada por la mayoría del tribunal. El PP espera conocer la resolución judicial y su fundamentación antes de poder establecer una valoración detallada de la misma", aseguran en el comunicado.
A este respecto, recordando que el instructor de la causa, Pablo Ruz, también rechazó en su día el testimonio solicitado por la misma acusación popular "por adivinarse en la motivación de la solicitud" un interés ilegítimo y de carácter extraprocesal, recalcan y reiteran el "carácter absolutamente excepcional de la admisión de una prueba testifical solicitada por la acusación popular en contra del criterio de la Fiscalía".
Más allá, puntualizando que Rajoy ha sido citado como "uno más de los 300 testigos" admitidos en la causa y "sin que se le atribuya ningún tipo de responsabilidad en los hechos que se juzgan", señalan:
"Consideramos que todo ello supone una situación de abuso de derecho, por cuanto una petición con clara intencionalidad política se enmascara bajo un interés jurídico inexistente".
DA MUNICIÓN A LA OPOSICIÓN
Aunque desde el PP creen que el 'caso Gürtel' es un asunto "amortizado en líneas generales", después del daño que ha provocado en las últimas citas electorales, las mismas fuentes reconocen que "removerlo" ahora de nuevo les puede perjudicar.
Para calibrar el daño que puede hacerles, en el PP dicen que habrá que vér cómo se produce esa declaración de Rajoy. Así, las mismas fuentes aseguran que si el jefe del Ejecutivo no puede declarar por escrito o hacerlo desde su despacho de Moncloa, esa "foto" en la Audiencia Nacional puede pasarles factura y dar munición a la oposición.
En este sentido, las fuentes consultadas auguran que en los próximos días se someterán a un duro ataque de la oposición, que buscará hacer "mucho ruido" con este tema. Por lo pronto, ya califican de "exagerado" que el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, haya solicitado la comparecencia de Rajoy ante el Pleno del Congreso.
Pese a que el PP da por sentado que algunos grupos políticos van a "utilizar políticamente al máximo" el caso Gürtel, no creen que pueda afectar a la negociación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2017.