Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La consulta a la militancia de Podemos sobre la entrada al Gobierno C-LM arranca este viernes y durará tres días

García Molina avanza que en caso de entrar al Ejecutivo renuncian a "prebendas, privilegios y coche oficial"
El secretario general de Podemos en Castilla-La Mancha, José García Molina, ha avanzado que la consulta a la militancia de la región para dar luz verde al acuerdo de Gobierno arrancará este mismo viernes y se prolongará hasta el lunes, día 24, a las 22.00 horas.
Así lo ha puesto de manifiesto en rueda de prensa, donde ha informado de que este miércoles el acuerdo pasó su segundo trámite con la aprobación por parte del Consejo Ciudadano regional, con 26 fotos a favor y 9 abstenciones.
El proceso continúa ahora y, tras remitir la decisión a la Secretaría de Organización estatal, el mecanismo podrá ponerse en marcha este viernes, momento a partir del cual cerca de 10.000 inscritos de Castilla-La Mancha están llamados a pronunciarse.
Finalmente esta consulta se articulará a través de una única pregunta, a diferencia de la propuesta impulsada por el ala más crítica de la formación, que reclamaba separar en dos cuestiones el trámite, por un lado sobre la entrada en el Gobierno y por otro sobre el apoyo a los presupuestos.
En todo caso, ha asegurado que el debate de este miércoles fue "enriquecedor" y dio muestra de la "pluralidad y la capacidad de análisis de Podemos".
"Estamos contentos, esto significa que damos un paso más en este proceso y que los órganos ratifican esa consulta para que sean los inscritos quienes tengan la última palabra, a eso nos comprometimos, las decisiones de calado las toman los inscritos", ha enfatizado.
UN GOBIERNO DE "DIFERENTES"
García Molina ha querido dejar claro que, en el caso de que se ratifique su entrada en el Ejecutivo, el Gobierno resultante con dos sillones ocupados por Podemos será un Gobierno de "diferentes", ya que "en algunas cosas", la formación morada "no renunciará a su ADN".
De este modo, los miembros de Podemos que se sienten en el Consejo de Gobierno no aceptarán "ni las prebendas ni los privilegios" habituales, del mismo modo que renunciarán al coche oficial y seguirán teniendo el salario limitado.