Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los acusados de Segi lanzan en el juicio globos naranjas por la libertad de Goñi

Miembros de segi lanzan globos por la libertad de Luis Goñicuatro.com

Los 41 presuntos dirigentes y miembros del colectivo juvenil SEGI, juzgados desde hoy en la Audiencia Nacional por un delito de integración en organización terrorista, han lanzado globos naranjas en la sala mientras reclamaban la libertad de Luis Goñi, condenado a seis años de cárcel por su pertenencia a esta organización y detenido en Pamplona, y exigían un "tiempo de soluciones" por la "autodeterminación de Euskal Herria". Este domingo, Goñi fue arrestado después de que cientos de personas colapsaran durante horas el acceso a su casa en un intento de evitar su arresto.

Antes de comenzar el juicio, que se sigue en la sede de la Audiencia Nacional ubicada en San Fernando de Henares, los acusados se han puesto en pie ataviados con camisetas de color naranja en las que se podía leer "Libre", "Askatu" y "Free".
Acto seguido, han comenzado a lanzar al aire globos del mismo color mientras coreaban al unísono: "Luis askatu" y "Aupa Luis", mientras se oía alguna voz pidiendo "una solución por la autodeterminación de Euskal Herria" y otros requerían "un tiempo de soluciones".
La acción se ha llevado a cabo cuando el tribunal, presidido por la magistrada Manuela Fernández de Prado, estaba ya formado y ha obligado a suspender la vista oral durante unos minutos.
La Audiencia Nacional juzga desde este lunes a 41 presuntos dirigentes y miembros del colectivo juvenil SEGI a los que se imputa un delito de integración en organización terrorista por constituir, según el juez Fernando Grande-Marlaska, la "academia terrorista" de ETA.
En su escrito provisional de conclusiones, el fiscal Luis Barroso solicita nueve años de cárcel como dirigentes de la organización a Irati Mujika, Ainara Bakedano, Jon Anda Vélez, Gaizka Likona, Olatz Izaguirre, Jon Tellería, Asier Coloma, Ibai Esteibarlanda y Carlos Renedo.
El resto de los acusados se enfrentan a una petición de pena por parte del Ministerio Público de siete años de prisión por este mismo delito sin la cualificación de dirigentes.
Se trata de Jon Ciriza, Aitziber Arrieta, Garazi Rodríguez, Maialen Eldua, Eihar Egaña, Euken Villasante, Mikel Esquiroz, Mikel Ayestarán, Xumai Matxain, Aritz López Ugarte, Eñaut Ayarzaguena, Mikel Totorica, Nahaia Aguado, Idoia Iragorri, Xabier de la Maza, Haritz Petralanda, Joseba Dalmau, Zuriñe Gogenola, Jon Ligüerzana, Néstor Silva, Unai Ruiz, Goizane Pinedo, Jagoba Apaolaza, Zumai Olalde, Aitor Ligüerzana, Bittor González, Amaia Elkano, Garbiñe Urra, Itxaso Torregrosa, Oier Zúñiga, Fermín Martínez y Artzai Santesteban.