Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Zoido celebra las operaciones antiyihadistas en Valencia y Barcelona y ensalza la coordinación con los Mossos

El ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha celebrado este miércoles las operaciones antiyihadistas llevadas a cabo en Valencia y Barcelona, que han permitido la detención de tres presuntos terroristas, y ha puesto en valor la coordinación de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado con las policías autonómicas y, en este caso, con los Mossos d'Esquadra.
En los pasillos del Congreso, Zoido ha felicitado a la Comisaría General de Información del Cuerpo Nacional de Policía que, según ha comentado, llevan a cabo un trabajo "silencioso" pero que permite, después, esclarecer dónde se encuentran los terroristas de Daesh y detenerles antes de que hayan cometido los hechos delictivos.
Además, ha ensalzado la "perfecta" coordinación de los Fuerzas del Estado con las policías autonómicas, esto es la Ertzaintza y los Mossos, porque, según ha explicado, en la misma madrugada en que se capturó en Valencia a un presunto terrorista de Daesh de origen marroquí, se detuvo a otros dos en Barcelona de "una alta peligrosidad", según le ha trasladado el conseller de Interior catalán, Jordi Jané.
195 DETENCIONES
"La Policía y los Mossos siguen trabajando de manera coordinada en la lucha contra el terrorismo antiyihadista y es para que nos felicitemos por esa magnífica colaboración", ha apuntado el titular de Interior.
Zoido ha subrayado la importancia de estas operaciones porque desde que se decretó el estado de alerta 4 ya son 195 los presuntos terroristas detenidos tanto por la Policía como por la Guardia Civil, algunos de los cuales ya han sido condenados por su pertenencia a Daesh, a los que hay que sumar los apresados por la Ertzaintza y los Mossos.