Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Urkullu espera que se concrete el acuerdo alcanzado sobre el soterramiento de los accesos del TAV a las capitales vascas

Confía en que Rajoy fije fecha para su encuentro porque "espera" respuesta a sus reclamaciones desde el 15 de septiembre de 2014
El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha mostrado su deseo de que se concrete el acuerdo alcanzado este jueves entre el Ministerio de Fomento, el Gobierno vasco y los ayuntamientos sobre el soterramiento de los accesos del Tren de Alta Velocidad (TAV) a las capitales vascas. Además, confía en que el presidente del Gobierno del PP, Mariano Rajoy, fije fecha para su futuro encuentro porque, segín ha asegurado, espera respuesta a sus reclamaciones desde el 15 de septiembre de 2014.
En una entrevista concedida a Onda Vasca, recogida por Europa Press, Urkullu se ha referido al pacto logrado con la Administración central para soterrar los accesos del TAV a Bilbao y a Vitoria, y ha dicho que "estaría bueno que no se alcanzara, cuando desde el Gobierno, las administraciones vascas, los ayuntamientos de las capitales o las diputaciones se están poniendo todas las facilidades sobre la mesa".
"Se está planteando la encomienda de gestión en la construcción y el acceso a las capitales, se están poniendo soluciones, incluso para lo que puedan ser experiencias que en el pasado han sido de gestión urbanística, para lo que puedan ser los aprovechamientos de los terrenos, etc", ha apuntado.
Por ello, ha insistido en que "estaría bueno que, desde el Gobierno español, no se atendiera este planteamiento con una disposición absoluta por parte de las instituciones vascas, cuando la competencia es del Estado español".
En este sentido, ha mostrado su deseo de que "esto que se anunció ayer se vaya concretando ya" para el TAV esté finalizado en 2022 ó 2023, porque, "desde luego", para 2019 no va a estar concluido.
"Hace falta todavía concretar mucho más la voluntad expresada ayer, pero es una base que era absolutamente necesaria, que, afortunadamente, no sé si por las circunstancias que afectan al PP español, en este momento, de minoría en el Congreso han cambiado, pero yo recuerdo todavía las palabras del exministro de Fomento, que era el ministro de Justicia, el señor Catalá hablando del acceso a las capitales vascas como obras faraónicas", ha manifestado.
A su juicio, el delegado del Gobierno en el País Vasco debe colaborar a las buenas relaciones entre las Administraciones vasca y central y no limitarse a poner recursos. "El espíritu de diálogo es el que tiene que imperar necesariamente", ha indicado.
El lehendakari ha dicho que todavía no hay fecha para su reunión con Mariano Rajoy y está desde el 15 de septiembre del año 2014 a la espera de un encuentro en el que se traten los temas que anteriormente ya presentó, no sólo en defensa y profundización del autogobierno, sino también sobre cuestiones económicas, sobre la energía, transportes, tasas de reposición en la función pública o infraestructuras.
"Y todo esto es lo que está pendiente en la relación entre el presidente del Gobierno español y yo mismo desde el 15 de septiembre de 2014, después de cinco reuniones documentadas, de las que yo no tuve respuesta", ha señalado.
Iñigo Urkullu espera que esta legislatura no se tenga que reiterar sus reclamaciones. En este sentido, ha recordado que el 29 de diciembre Rajoy respondió a su carta del 16 de diciembre, en la que le planteaba mantener una reunión, en la que le dijo que ya fijarían fecha.
"Y estoy a la espera de que se fije una fecha para una reunión y espero que, después de la experiencia de los cuaro años pasados también, el PP tiene que hacer un análisis de lo que es el PP en el conjunto del Estado español y particularmente en la Comunidad Autónoma del País Vasco", ha indicado.
RAJOY
El lehendakari ha dicho que todavía no hay fecha para su encuentro con Mariano Rajoy y está desde el 15 de septiembre del año 2014 a la espera de una cita en la que se traten los temas que anteriormente ya presentó, no sólo en defensa y profundización del autogobierno, sino también sobre cuestiones económicas, sobre la energía, transportes, tasas de reposición en la función pública o infraestructuras.
"Y todo esto es lo que está pendiente en la relación entre el presidente del Gobierno español y yo mismo desde el 15 de septiembre de 2014, después de cinco reuniones documentadas, de las que yo no tuve respuesta", ha señalado.
Iñigo Urkullu espera que esta legislatura no tenga que reiterar sus reclamaciones. En este sentido, ha recordado que el 29 de diciembre Rajoy respondió a su carta del 16 de diciembre, en la que le planteaba mantener una reunión, y le comunicó que ya fijarían fecha.
"Estoy a la espera de que se fije una fecha para una reunión y espero que, después de la experiencia de los cuatro años pasados también, el PP tiene que hacer un análisis de lo que es el PP en el conjunto del Estado español y, particularmente, en la Comunidad Autónoma del País Vasco", ha indicado.