Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sánchez-Camacho: "Hubo una decisión judicial civil y se ha ratificado"

Sánchez-Camacho, sobre el archivo de la causa contra Método 3: "Hubo una decisión judicial civil y se ha ratificado"Informativos Telecinco/ Agencias

La presidenta del PP de Cataluña, Alicia Sánchez-Camacho, se ha limitado a subrayar que el archivo de la causa contra Método 3 dictado este lunes por la Audiencia de Barcelona supone la ratificación de la decisión judicial que ya se produjo en la vía civil, sin querer añadir nada más sobre el asunto.

En declaraciones en los pasillos del Senado, la dirigente 'popular' ha expresado en primer lugar su respeto a la decisión judicial. "Ya hubo un allanamiento civil y un reconocimiento de los hechos y se ha ratificado. Se produjo una decisión judicial en la vía civil y se ha ratificado en la vía penal con la aceptación de ese allanamiento", ha respondido la senadora preguntada por los periodistas.
La Audiencia de Barcelona ha archivado la investigación contra la agencia de detectives Método 3 por grabar la conversación del almuerzo entre la líder del PP Alicia Sánchez Camacho y la exnovia del hijo de Jordi Pujol María Victoria Álvarez en La Camarga en 2010 porque el perdón que otorgaron las dos afectadas extingue la acción penal.
En un auto del 9 de diciembre, la Sección Sexta de la Audiencia considera suficiente para archivar el caso que las dos agraviadas presentaran un escrito otorgando el perdón a los autores de la grabación --que fueron imputados por estos hechos--, pese a que la Fiscalía consideraba que no se podía archivar porque el caso afectaba a los intereses generales.
"Este tribunal no alcanza a atender qué afectación de tales intereses generales pudiera producirse por el ataque al derecho a la intimidad de dos personas concretas, aunque una de ellas ocupe cargos públicos, cuando ambas han otorgado expresamente el tantas veces mencionado perdón y han llegado a solicitar el archivo de las actuaciones", argumenta el tribunal.
Así, la Audiencia estima "en lo fundamental" los recursos presentados por los imputados Lluïsa Bruguer --responsable de finanzas del PSC--, Francisco Marco --responsable de la empresa de detectives--, Elisenda Villena --detective de la agencia--, a los que se adhirió uno de los autores de la grabación, Julián Peribáñez, en los que reclamaban que el perdón de las únicas perjudicadas en el caso debía cerrar la investigación penal, y archiva la causa contra los imputados.
El Tribunal deja sin efecto las providencias del Juzgado de Instrucción 14 de Barcelona del 5 de julio y 15 de agosto en las que se decretaba la continuación del procedimiento porque afectaba a los intereses generales, y acuerda "el sobreseimiento libre y archivo de las actuaciones por considerar extinguida la acción penal por el perdón del ofendido".
"En todo caso --recalca el auto--, si del resultado de la investigación han surgido indicios de otros delitos perseguibles de oficio, o nuevas personas agraviadas que decidan ejercitar la acción penal, nada obsta a que se incoe un procedimiento distinto".
Según este auto, en el periodo en que la Audiencia ha deliberado sobre los recursos presentados por los imputados, ha recibido sendos escritos de Camacho y Álvarez en los que se ponía de manifiesto que "el perdón del ofendido en su día venía referido al propio hecho delictivo".