Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rodrigo Rato durante el segundo registro en su despacho

El exvicepresidente del Gobierno, Rodrigo Rato, se ha desplazado este viernes desde su casa hasta su despacho en el barrio de Salamanca de Madrid para presenciar el registro que realizan los agentes del servicio de Aduanas. En un coche azul ha recorrido los escasos metros que separan su domicilio de su despacho. El ex ministro ha escuchado en este recorrido diversos insultos de transeúntes como "hijo de puta" o "cabrón" y "ladrón". Rato, que no está detenido, ha entrado decidido en el lugar sin hacer declaraciones a los medios. Aunque las ventanas del despacho situado en un semisótano han sido tapadas con cartones por los agentes Aduanas, por los resquicios se ha podido ver a Rato sentado en una silla y consultando documentación.