Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy afirma que defenderá el libre comercio ante Trump porque la exportación ha sido "decisiva para superar la crisis"

Se muestra "optimista" con el futuro de Europa y augura que los movimientos de ultraderecha "van a quedar en nada"
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha afirmado este martes que seguirá defendiendo el libre comercio ante la nueva Administración de Estados Unidos presidida por Donald Trump, después de que éste haya firmado un decreto paralizando las negociaciones del acuerdo transpacífico TTP.
A distintas preguntas sobre el futuro de la relación con Washington durante el Foto ABC-Deloitte, Rajoy ha indicado que quiere tener "la mejor relación posible con Trump" como la que hubo con la anterior Administración de Barack Obama, ya que España y Estados Unidos son "socios y aliados" y comparten "valores y principios".
Pero eso sí, ha querido dejar claro que va a seguir defendiendo "algunas cosas en las que creemos los españoles, como el libre comercio, que es muy positivo". "Cuando España ha mirado hacia el exterior, le ha ido muy bien. Este sector ha sido decisivo para superar la crisis", ha recalcado.
En este sentido, el jefe del Ejecutivo ha subrayado que le gustaría que el tratado de libre comercio entre Estados Unidos y la UE, conocido como TTIP, pueda seguir negociándose en el futuro como otros acuerdos con otras regiones del mundo como Mercosur.
ESPERAR PARA JUZGAR
En cualquier caso, y a la pregunta de si le preocupa más que Trump sea populista o nacionalista, Rajoy ha dicho que no va a "dar por sentado" nada con respecto al nuevo presidente norteamericano y ha pedido "esperar" a ver qué decisiones toma la Administración Trump para "a partir de ahí poder juzgarle".
Eso sí, ha insistido en que lo que él quisiera es que se mantuvieran los "vínculos" que España y Estados Unidos ya tienen, como en materia de seguridad y defensa. "Ya me gustaría que tomara decisiones en beneficio de su país y de España", ha apuntado.
A este respecto, Rajoy se ha mostrado "absolutamente convencido" de que la Administración Trump "no va a cambiar" la política de lucha contra el grupo terrorista Estado Islámico porque ha recordado que así lo ha manifestado el propio mandatario.
El presidente del Gobierno también se ha referido al Brexit, admitiendo que la situación es "difícil" y afirmando que no va a ser un proceso "fácil", pero considera que las aclaraciones que ofreció la primera ministra británica, Theresa May, acerca de la salida de Reino Unido fueron "positivas", ya que se comprometió a que su país mantendrá el "acerbo comunitario".
"Las cosas son como son y lo que tiene que hacer España y la UE es mantener la mejor relación posible con dos países tan importantes como son Reino Unido y Estados Unidos", ha resumido Rajoy sobre el nuevo panorama internacional.
MODERACIÓN EN EUROPA
Ante las citas electorales que van a tener lugar este año en importantes países europeos y el ascenso de la extrema derecha, el presidente del Gobierno ha defendido "la moderación, el sentido común y el sistema de integración europeo".
En su opinión, "basta" con ver lo ocurrido antes del Tratado de Roma que sentó las bases de la UE y lo que ha pasado después, ya que la comunidad europea "sigue siendo el espacio del mundo con más niveles de libertades, Derechos Humanos y bienestar".
De este modo, se ha mostrado "optimista" con el futuro del proyecto europeo y con que en Francia y Alemania habrá "buenos gobiernos" porque esos movimientos de ultraderecha "van a quedar en nada". "Soy optimista respecto al futuro de Europa. El proyecto europeo ha costado su tiempo, iremos avanzando poco a poco, en la buena dirección. Europa es un buen lugar donde todo el mundo quiere venir y casi nadie se quiere ir", ha remarcado.