Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Puigdemont reta a Rajoy y Colau a someterse también a preguntas de los ciudadanos

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha retado este miércoles al del Gobierno, Mariano Rajoy, y a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, a someterse también a preguntas de los ciudadanos en un programa de televisión tras su participación en el 'Jo pregunto' de TV3.
"Los ciudadanos deben poder preguntar lo que quieran y con el tono que quieran, a mí, pero también a la alcaldesa de Barcelona y al presidente del Gobierno. Creo que el ejemplo de la televisión pública catalana debería extenderse. Algunos que predican la nueva política les convendría practicarla", ha recalcado en la sesión de control en el Parlament, tras la polémica que generó su participación en dicho programa por la filiación política de algunos de dichos ciudadanos.
Después de que el líder de SíQueEsPot en el Parlament, Lluís Rabell, le haya preguntado si cree que le entraron "a robar en casa", Puigdemont ha asegurado que no entiende esta reflexión y ha pedido más respeto por los profesionales de TV3 y las personas que acudieron al programa.
Para el presidente catalán, el programa fue un buen servicio de televisión pública que asumió "para demostrar y combatir una propaganda que se extiende de forma irresponsable" por parte de algunos grupos en contra de la televisión pública catalana, que ha recordado que es líder de audiencia desde hace años.
Rabell ha felicitado a TV3 por el programa tras destacar que permitió que los catalanes escucharan hablar de recortes, del "agravio" de la escuela concertada y de las dificultades de acceder a una vivienda, entre otros aspectos.
Sin embargo, Puigdemont le ha replicado que en la cámara se hablan de todas estas cuestiones: "No atribuya a un programa una función que también hace el Parlament. Hay una comunión entre los representantes de la ciudadanía y los ciudadanos. Podemos decir que cuando nos expresamos y llegamos a mayorías somos un reflejó de lo que quiere y siente la mayoría de catalanes".