Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Puig contará con Gaspar y su equipo

Ximo Puig, elegido candidato socialista del PSPVEFE

El secretario general del PSPV y candidato a la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha asegurado que contará con el que ha sido su rival en las primarias, Toni Gaspar, y con su equipo, y ha subrayado el éxito de las primarias abiertas: "Los ciudadanos, si se les deja, quieren participar".

En varias entrevistas, Puig ha afirmado que la democracia "está enferma" y tiene problemas de representatividad y legitmidad, y que la solución a esos problemas es "más democracia".
Un día después de ser elegido candidato en las primeras primarias abiertas a los no militantes socialistas, ha opinado que este tipo de procesos se extenderán a otros partidos, dado el "éxito" de participación. Este domingo acudieron a las urnas 40.186 personas, lo que supone el 83 por ciento de los inscritos en el censo.
Preguntado por qué sucederá con su rival y con quienes le han apoyado, ha dejado claro que "no pasará nada", porque son "compañeros" y porque su intención es "sumar" para provocar un "cambio" en la comunidad valenciana.
El PSPV, ha dicho, necesita "a los mejores" para crear una alternativa para una comunidad que tiene un 30% de paro, de deuda y de exclusión social. Así, ha afirmado que no le preocupa que el impacto mediático de las primarias se diluya de aquí a las elecciones, previstas para mayo de 2015.
De hecho, no cree que "los efectos soufflé sean positivos para la política" y ha asegurado que utilizará este tiempo para crear una "alternativa potente". Puig ha denunciado especialmente la situación de "corrupción" de la comunidad, con más de 100 imputados y ha destacado que el cierre de la radiotelevision valenciana está costando cada día 200.000 euros a los ciudadanos de la comunidad.