Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El nuevo 'jefe' de la Policía trabajará desde el primer día para "recuperar la confianza del Poder Judicial"

El nuevo director adjunto operativo (DAO) de la Policía, el comisario principal Florentino Villabona, se ha marcado como objetivo prioritario en su toma de posesión la "necesaria recuperación de la confianza de las distintas instituciones del Poder Judicial", trabajando "desde el primer momento con rigor y profesionalidad" para poner fin a las polémicas de los "últimos años".
Villabona se ha comprometido a transmitir a los casi 65.000 agentes de la corporación las "pautas adecuadas" en esta "compleja pero ilusionante etapa" que le aguarda hasta finales de año, cuando se tendría que jubilar al cumplir los 65 años. "Que nos sintamos orgullosos del trabajo del día a día bien hecho", ha comentado, "para que nos haga merecedores de la estima y reconocimiento de los ciudadanos".
Testigos de sus primeras palabras han sido los miembros de la actual Junta de Gobierno, a quienes les ha pedido colaboración, y también el secretario de Estado de Seguridad, José Antonio Nieto, el director del CNI, el general Félix Sanz Roldán, y los directores de la Policía y la Guardia Civil, Germán López Iglesias y José Manuel Holgado.
En su turno de palabra, el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, ha elogiado el trabajo del director adjunto saliente, Antonio Rodríguez, y ha calificado a Villabona de "policía de raza". Dicho esto, se ha referido veladamente a las últimas polémicas de un sector de la Policía y las críticas suscitadas por operaciones como la del 28 de diciembre en la que se detuvo en Madrid a dos falsos yihadistas puestos en libertad días después por la Audiencia Nacional.
"Siempre estamos expuestos a que en una de ellas", ha dicho el ministro sobre los operativos antiyihadistas, "se desvanezcan los indicios que la motivaron, pero afortunadamente el Estado de derecho actúa con la misma eficacia que la Policía para garantizar la seguridad de los ciudadanos".
Zoido también ha justificado el retraso para nombrar a Villabona como nuevo DAO, una decisión que "no puede hacerse a la ligera" por su trascendencia, valorando factores como que han sido "muchos y buenos los profesionales entre los que elegir" al nuevo 'número dos' de la corporación en un proceso pendiente desde la salida en junio por jubilación del comisario Eugenio Pino.
Tras una "profunda y serena reflexión", ha añadido Zoido, se ha elegido a Villabona, hasta ahora comisario general de Seguridad de Ciudadana, por ser "el policía mas preparado para afrontar los retos que tiene ante sí". En este sentido, ha puesto en valor que "ha pisado mucha calle en importantes operativos" y que "sabe a la perfección lo que significa resolver problemas de los ciudadanos".
Villabona ha hecho uso de las palabras del titular del Interior en su toma de posesión en noviembre para, como él, comprometerse "a dejar el terreno aún más llano a quien le suceda" como director adjunto operativo. En ese empeño, el nuevo 'jefe' ha dicho que quiere contar con los sindicatos profesionales.
CRÍTICAS DE OPOSICIÓN Y SINDICATOS
El nombramiento de Villabona, elegido entre otros 40 comisarios principales que optaban al cargo, ha sido recibido con críticas por la oposición. El PSOE ha registrado ya una pregunta en el Congreso en la que pregunta si se trata de una elección "ideológica" por el pasado como responsable de seguridad en el Ayuntamiento de Málaga, bajo gobierno del PP.
Licenciado en Derecho, Villabona ocupaba desde 2012 el puesto de comisario general de Seguridad Ciudadana a propuesta del entonces ministro Jorge Fernández Díaz. Su participación en la Junta de Gobierno "en un tiempo en el que se permitió", según el PSOE, "el desarrollo de una policía política".
También recuerda que fue responsable del operativo que hizo frente a las 'marchas de la dignidad' y que entre sus gestiones en Seguridad Ciudadana figura la compra del llamado 'camión botijo' de los antidisburbios que, después de costar medio millón de euros, está "arrumbado en algún lugar remoto" por no poder usarse.
Los sindicatos policiales, por su parte, han recibido con malestar la elección de un DAO que sólo estará en el puesto hasta finales de año, cuando por edad tendría que jubilarse. En declaraciones a Europa Press, los portavoces de SUP, CEP, UFP o SPP han pedido a Villabona "valentía" para acometer los cambios estructurales que permitan "limpiar" la imagen de la Policía, mostrando sus dudas por el escaso tiempo del que dispone para desarrollar su proyecto.