Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP vasco dice que el "gran reto" es "reconocer a las víctimas de ETA" y "a las víctimas injustas que se han producido"

El portavoz parlamentario del PP vasco, Borja Sémper, ha dicho que el "gran reto" de Euskadi es "reconocer a las víctimas del terrorismo y a las víctimas injustas que se han producido en este país", y ha emplazado a "pasar de la apología del terrorismo y de la justificación de la violencia", a "la apología de la democracia y de la libertad".
En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, Sémper ha valorado la celebración, este pasado jueves, 10 de noviembre, del 'Día de la Memoria', para afirmar que "la gran noticia es que hace cinco años, los vascos nos desprendimos, por fin, de la tortura a la que nos sometía la banda terrorista ETA".
"Después de décadas exigiendo en las calles, pidiendo a través del voto, gritando a ETA que nos dejara vivir en paz, hace cinco años conseguimos, y lo conseguimos entre todos, derrotar a la banda terrorista", ha añadido.
Sémper ha indicado que "hoy el gran reto que tenemos en Euskadi es, por supuesto, reconocer a las víctimas del terrorismo y a las víctimas injustas que se han producido en este país, pero, sobre todo, en Euskadi tenemos que construir en base a principios sólidos un futuro que esté inmunizado" para impedir que "alguien pueda decidir cogerse la justicia por su mano con una pistola y descerrajarle un tiro a alguien en la nuca para defender un proyecto político, ya se éste totalitario, como el que defendía ETA, o cualquier otro proyecto político".
"Solo conseguiremos inmunizarnos desde la verdad con un reconocimiento claro de qué es lo que ha sucedido en este país en los últimos 40 años, un país que quería vivir en democracia con una banda terrorista que quería subvertir esa democracia a través de la amenaza, la distorsión, los disparos y las bombas", ha añadido.
A su entender, "ahora tenemos que pasar de esa apología del terrorismo, de esa justificación del la violencia y del terror, de esa justificación de que se puede utilizar la agresión para defender algo, a la apología de la democracia y de la libertad".
Sémper ha subrayado que en Euskadi "no hemos tenido un problema de convivencia", porque "la inmensa mayoría de los vascos convivíamos sin ningún problema, nacionalistas con no nacionalistas, gentes de derechas y de izquierdas", pero "había una minoría social, que además tenía un respaldo político, que quería cargarse esa convivencia a través de la amenaza y la exclusión del que pensara diferente".
El parlamentario popular ha reconocido que "tenemos problemas que resolver, como cualquier otra sociedad", pero ha asegurado que "sin ETA los vamos a afrontar de una manera mucho más razonable y más segura".
Por último, se ha referido a la ponencia de Paz y Convivencia del Parlamento vasco para afirmar que, "si va encaminada y tiene como fundamento deslegitimar el terrorismo y la violencia en general" participarán en ella en caso de que se reactive en esta legislatura, no así "si para lo que sirve es para otras cosas".