Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP pide "depurar hasta el final" presuntas irregularidades del Open, pero ve en la denuncia "intencionalidad política"

La portavoz del PP en materia de Cultura y Deportes, Isabel Rosell, ha pedido este jueves que se "depuren hasta el final" las presuntas irregularidades del Open de Tenis, pero ha remarcado que "hacer pública esta denuncia un día antes de que se inicie el torneo, con lo que supone para la imagen de Madrid, demuestra la intencionalidad política de este Gobierno sectario".
El Ayuntamiento de Madrid ha denunciado ante la Fiscalía Anticorrupción el acuerdo que firmó el Consistorio en época de Alberto Ruiz-Gallardón con Madrid Trophy Promotion (MTP), encargada de la organización del Mutua Open de Tenis, que comenzó celebrándose en el Madrid Arena y desde 2008 lo alberga la Caja Mágica.
La denuncia fue presentada el pasado 23 de marzo por parte del delegado de Economía y Hacienda, Carlos Sánchez Mato, la entonces delegada de Cultura, Celia Mayer, en calidad de presidenta del Consejo de Administración de Madrid Destino y por la consejera delegada de este ente hasta el pasado mes de abril Ana Varela.
Los populares han recordado que el torneo, encuadrado dentro del circuito Master 1000, genera un retorno económico para la ciudad de cerca de 100 millones de euros, según distintos estudios.
"Es impresentable que en el Consejo de Administración de Madrid Destino de la que soy consejera, no se informara sobre estas supuestas irregularidades en ninguna ocasión e incluso se ocultara la presentación de la denuncia", ha recriminado Rosell, quien ha adelantado que el PP exigirá explicaciones a la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, en la próxima comisión de Cultura municipal.
En opinión de Rosell, esta decisión es el penúltimo "regalo envenenado dejado por el equipo de Celia Mayer antes de ser cesada como delegada de Cultura", y pone de manifiesto, "una vez más", la "guerra soterrada que se vive en el Gobierno de Carmena, con Luis Cueto, coordinador de la Alcaldía, y los concejales próximos a Ganemos e Izquierda Unida como principales rivales".
Asimismo, Isabel Rosell ha criticado el "uso político" que el Gobierno de Ahora Madrid hace de despachos de abogados para la elaboración de auditorías internas sobre asuntos que, "en su momento, contaron con el visto bueno de la Intervención General del Ayuntamiento".