Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP en la Eurocámara pide a los eurodiputados del PPE que no acudan al acto de Puigdemont

El eurodiputado del PP y portavoz de la delegación española, Esteban González Pons, ha enviado una carta a sus compañeros del Partido Popular Europeo (PPE) en el Parlamento Europeo en la que pide que no acudan a la conferencia del próximo martes del president de la Generalitat, Carles Puigdemont.
En la misiva, a la que ha tenido acceso Europa Press, Pons señala que se trata de un acto no oficial y defiende que el referéndum de independencia del que hablará el president es "inconstitucional" y contrario a los "más profundos" principios de la UE.
En este sentido, Pons apunta que el referéndum no se celebrará y, al mismo tiempo, asegura que "crearía un precedente peligroso para la unidad de muchos otros países europeos". De mismo modo, el portavoz del PP en la Eurocámara reivindica el derecho a "diferir" y a "levantar la voz" ante intentos de poner en duda la integridad territorial, la soberanía y la democracia.
Por ello, afirma que no asistirá a la conferencia y pide a sus compañeros de grupo en en el Parlamento Europeo que tampoco acudan, puesto que su presencia podría crear la "falsa impresión" de que la Eurocámara apoya la celebración del referéndum. El PPE es el grupo más numeroso del Parlamento Europeo, con 217 eurodiputados de los 751 que componen la Cámara.
La conferencia está organizada por tres eurodiputados catalanes --Jordi Solé y Josep-Maria Terricabras de ERC y Ramon Tremosa, de PDeCat--, en el que Puigdemont estará acompañado por su vicepresidente, Oriol Junqueras, y por su conseller de Asuntos Exteriores, Raül Romeva, al que en el cartel del evento se anuncia como ministro de Exteriores.
La organización cuenta con lograr una gran afluencia de eurodiputados y diplomáticos, por lo que han reservado una de las salas de mayor aforo. Es, además, el único acto que el presidente