Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Irene Montero: "Podemos no es una tarta a repartir"

La jefa de gabinete de Pablo Iglesias, Irene Montero, ha dicho este lunes que el secretario de política, Iñigo Errejón, tiene, como cualquiera en Podemos, "legitimidad para pedir lo que quiera" en el futuro del partido, pero ha avisado que "para ganar a Mariano Rajoy" la formación morada "no puede ser una tarta a repartir".
Irene Montero, entrevistada en 'El Programa de AR', ha defendido que Podemos "tiene que seguir siendo una estructura muy abierta y porosa" y no "una tarta a repartir". De hecho, ha defendido que el proyecto de Iglesias para el partido pasa porque se deje a la gente participar sin que se le pida un carnet.
 "Hay que garantizar que Podemos no es una tarta, que la gente no necesite adscribirse a ninguna familia", ha apostillado.
La también portavoz adjunta de Unidos Podemos en el Congreso, que participaba en un debate en Telecinco, respondía así a las preguntas sobre el reparto de poder que pretende negociar Errejón. Con todo, ha preferido hacer una "tarea de contención", porque es lo que pide la militancia "a gritos" y hacer caso a la petición del líder, Pablo Iglesias, de no "lavar los trapos sucios" en los medios.
"En un proceso de debate cada cual tiene derecho a plantear lo que sea. Yo voy a intentar cuidar las respuestas y hacer lo que nos han pedido Teresa o Pablo, unidad y sacar los trapos sucios en los medios de comunicación. Tenemos por delante un Vistalegre en que el objetivo es organizarnos para ganar a Rajoy", ha explicado.
Además, ha descartado que vaya a haber "un proceso de negociación transmitido" entre el sector 'pablista' y el 'errejonista', o que se vaya a "marcar un inicio y un final de negociaciones" porque Errejón e Iglesias "llevan hablando todo este tiempo", igual que con el anticapitalista Miguel Urbán, para buscar la "unidad".
Preguntada también sobre si la campaña lanzada en redes sociales con el mensaje 'Iñigo así no' fue un error, la responsable 'morada' ha dicho que no se arrepiente de" poner una voz encima de la mesa", pero ha pedido perdón a los inscritos porque "mucha gente no lo entendió" y no quiere que laven fuera sus "trapos".
"Voy a ser cauta, no voy a decir más cosas. Por encima de mis opiniones personales está la militancia. Creo que hemos dado un espectáculo que no deberíamos haber dado. Una cosa es debatir y en los últimos días hemos dado una imagen de poco debate. Creo que lo mejor es hablar de política", ha explicado.