Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El juez De la Mata envía a prisión al detenido este miércoles en Irún por enaltecimiento y autoadoctrinamiento

Otra juez de la Audiencia Nacional ha dictado este viernes el ingreso en prisión del arrestado en Aranjuez
El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata ha enviado a prisión incondicional al ciudadano marroquí detenido este miércoles en la localidad guipuzcoana de Irún por su presunta vinculación con el grupo terrorista Estado Islámico por los delitos de enaltecimiento, adoctrinamiento y autoadoctrinamiento.
El titular del Juzgado de Instrucción 5 de la Audiencia Nacional ha tomado esta decisión después de haberle tomado declaración este viernes en la sede de este órgano judicial. Según informó el Ministerio del Interior, el detenido supuestamente estaba vinculado a otros dos presuntos yihadistas detenidos en Pamplona, el 1 de diciembre de 2015, y en (Calahorra) La Rioja, el pasado 26 de octubre.
Además, la juez Carmen Lamela ha dictado este mismo viernes el ingreso en prisión incondicional del marroquí detenido también este miércoles en Aranjuez (Madrid) y que, según fuentes de la investigación, cumplía con el perfil de un potencial y peligroso "actor solitario" que se autoadiestraba en Internet para cometer atentados terroristas contra la población.
INTENSA ACTIVIDAD PROPAGANDISTA
Los especialistas del Servicio de Información de la Guardia Civil mantenían activos los dispositivos de vigilancia sobre otra persona y han podido determinar que realizaba una intensa actividad propagandista y de ensalzamiento de las actividades del grupo terrorista DAESH a través de Internet.
Esta actividad había ido incrementándose con el tiempo, incluso después de las dos primeras detenciones, hasta el punto de que el detenido sufrió un cambio en su actitud e intensificó su discurso proyihadista, que transmitía tanto físicamente como a través de las redes sociales.
Gracias a esta vigilancia se pudo conocer que el detenido supuestamente intentó, en fechas recientes, enrolarse en las filas del DAESH, para lo que se habría desplazado a Turquía, de donde fue retornado gracias a las gestiones de colaboración policial internacional.