Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy eleva al 2,9% la previsión de PIB de 2015 y 2016

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha elevado la previsión de PIB de este año y del año que viene al 2,9%, al tiempo que se ha mostrado convencido de que España creará más de 500.000 empleos este año y un millón de puestos entre 2014 y 2015. Además, el jefe del Ejecutivo ha anunciado que el Gobierno va a prolongar hasta 2017 el periodo de suspensión de desahucios de viviendas habituales entre los colectivos más desfavorecidos.

En el X Aniversario de los Desayunos Informativos de Europa Press, Rajoy ha avanzado las nuevas previsiones del cuadro macroeconómico del Gobierno, que se actualizará este jueves antes de enviarlo a Bruselas junto al Programa de Estabilidad y el Plan Nacional de Reformas.
Las nuevas cifras suponen una mejora respecto a las últimas conocidas, que apuntaban a un incremento del PIB del 2,4% este año, aunque diversos miembros del Ejecutivo ya habían avanzado que la economía crecería entre un 2,5% y un 3%. Para 2016, el Gobierno había planteado un PIB del 2,3%, que ahora ha elevado también al 2,9%.
Más de 20 millones de empleos
El presidente del Gobierno se ha mostrado convencido de que España llegará a los 20 millones de empleos en la próxima legislatura si se mantiene el ritmo de crecimiento y de creación de empleo que hay ahora.
"Es un objetivo realizable", ha dicho Rajoy, "veinte millones de empleos para estar resguardado ante eventualidades y para continuar creciendo en bienestar y seguridad", ha señalado, tras recordar que es el objetivo que ya marcó en el Debate sobre el Estado de la Nación.
Según el jefe del Ejecutivo, estabilidad económica y reformas son los elementos que necesariamente han de marcar el futuro de España en los próximos años. A corto plazo, Rajoy se ha mostrado convencido de que España creará más de medio millón de empleos este año, lo que le permitirá crear un total de un millón entre 2014 y 2015.
Apliación de la suspensión de desahucios
Rajoy ha anunciado también que el Ejecutivo va a prolongar hasta 2017 el periodo de suspensión de desahucios de viviendas habituales entre los colectivos más desfavorecidos y que se aprobará el Plan Integral de apoyo a la familia, que también incluirá medidas para luchar contra la pobreza infantil.
Además, dijo que ya está en marcha la reforma fiscal que ha prestado especial atención a colectivos de rentas medias y bajas, así como a las personas más vulnerables.
Bajar los impuestos, cuando haya más actividad
El jefe del Ejecutivo se ha mostrado dispuesto a bajar de nuevo los impuestos cuando haya más actividad y recaudación y después de haber aprobado una reforma fiscal que devuelve 9.000 millones a los ciudadanos.
"Nuestro plan es seguir haciendo bajadas impositivas", ha dicho y ha recordado que es "imprescindible" seguir bajando el déficit y la deuda y continuar con las reformas.
Rajoy ha recordado que el Ejecutivo subió los impuestos cuando llegó al poder y que después, en julio de 2012, tuvo que subir el IVA cuando España estaba en la "prequiebra". Sin embargo, si el crecimiento y el empleo siguen aumentando y crece la recaudación, la idea del Gobierno es seguir bajando los impuestos "si los españoles quieren".
Bajada del IVA cultural
Preguntado por si esta bajada podría incluir cambios en el IVA cultural, Rajoy ha dicho que "podría incluir una rebaja de cualquier impuesto", y ha recordado que algunos sectores no han sufrido subidas e incluso se han beneficiado de ciertas bajadas.
Asimismo, ha subrayado que el Gobierno ha tomado medidas que "no son menores" y a las que se ha prestado "poca importancia", como la tarifa plana para la contratación indefinida.
En cualquier caso, Rajoy ha asegurado que "está abierto todo", aunque también ha resaltado la necesidad de contar con un sistema "justo" y con un nivel de cotizaciones suficientes para atender a los 9,2 millones de pensionistas.