Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Marea Blanca por "el deterioro de las prestaciones y servicios" de la Salud Mental

Marea Blancacuatro.com

La Marea Blanca ha salido a las calles de Madrid por vigésimo novena vez para protestar por "el deterioro progresivo de las prestaciones y servicios" de los enfermos crónicos que acuden a los servicios públicos de Salud Mental.

La marcha, que ha salido del Colegio de Médicos y ha terminado en el Ministerio de Sanidad, en el Paseo del Prado, ha contado con centenares de asistentes, entre los que se encontraban médicos, pacientes y también dirigentes políticos como los socialistas Rafael Simancas o Tomás Gómez.
A lo largo de la manifestación, una de las portavoces de la marea, Consuelo Escudero, ha denunciado que la política de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid "está dirigida por criterios económicos de competencia y libre mercado a base de recortes y privatizaciones".
Escudero ha expuesto que en el caso de la salud mental, "las consultas sucesivas tienen un intervalo entre dos y tres meses", lo que "hace imposible aplicar tratamientos de psicoterapia". Además, ha tildado de "una paradoja que no haya dinero para incrementar los recursos públicos y sí para pagar psicofármacos".
La portavoz ha concluido incidiendo en que "se está liquidando el modelo de atención comunitaria, un modelo que ya ha demostrado su eficacia, y que consiste en la atención, en equipos multidisciplinares en un territorio concreto que es el área sanitaria".
Por su parte, el secretario de Sindicato de Técnicos Superiores Sanitarios de Madrid (FESITES Madrid), Francisco Javier Montero, ha expuesto que en salud mental "se han cerrado muchos centros, y se han agrupado profesionales en otros".
Según ha explicado, un paciente recibe una primera cita para ser atendido en Salud Mental "en poco tiempo", pero luego "los pacientes no son vistos otra vez hasta dos, tres, cuatro semanas después" y son personas que "necesitan un seguimiento muy continuo".
LA SITUACIÓN DE LOS AFECTADOS POR HEPATITIS C
Respecto a la situación actual de la Hepatitis C , Montero ha dicho que hay multitud de pacientes que "teniendo prescrito el medicamento no lo están recibiendo", por lo que "se están produciendo fallecimientos a diario de personas que con una simple medicación podrían salir del infierno que están viviendo".
"Las administraciones publicas siguen retrasando el suministro de ese medicamento a personas que lo necesitan. Esto es un incumplimiento al derecho de la salud que tiene cualquier ciudadano en este país o que deberían de tener", ha concluido.