Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Las 'Marchas de la Dignidad' prevén ser "un 15M multiplicado"

Marchas por la DignidadEFE

Los convocantes de las 'Marchas de la Dignidad', que llegarán este sábado a la capital, prevén una participación de más de 100.000 personas en lo que esperan que sea "un levantamiento popular pacífico" como "un 15M multiplicado" para reclamar la dimisión del Gobierno por sus políticas "dictadas por la troika".

En una rueda de prensa, el portavoz nacional del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT), Diego Cañamero, José Luis Martínez, portavoz de Marea Blanca, y Sonia Resina, entre otros, han detallado el calendario de las movilizaciones, que arrancarán mañana en Madrid y se alargarán hasta el 25 de mayo.
Las manifestaciones están promovidas por el Frente Cívico Somos Mayoría (FCSM) --el movimiento que impulsa el ex dirigente de IU Julio Anguita--, y por colectivos sociales de todo el país, como la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH), el movimiento 15M o las mareas blanca, verde y azul.
El sábado llegarán todas las columnas desde los diferentes rincones de toda España. Ese día, habrá una gran manifestación que arrancará a las 17.00 en Atocha. La cabecera partirá desde la estatua de Velazquez del Museo del Prado. A las 19.00 horas, llegará a Colon, donde se realizará el acto central y se leerá un manifesto. Willy Toledo será uno de los encargados de dar lectura al texto.
El domingo, habrá una asamblea abierta a colectivos y a personas para hacer una lluvia de ideas sobre la continuidad del 22M, mientras que el lunes tendrán lugar dos manifestaciones, una a las 11.30 horas y otra a las 19.00 horas. Ésta última partirá desde el Ministerio de Economía y se dirigirá al Ministerio de Empleo, al Banco de España y al Ministerio de Sanidad.
Sobre una posible acampada, los convocantes han destacado que las movilizaciones son del 22 de marzo al 25. "Nosotros no contralamos si alguien se quiere quedar después", han dicho.
SERÁ UNA REVOLUCIÓN
En su intervención, el líder jornalero ha destacado que esperan que la gente se implique en esta gran movilización social y se levante contra los recortes. "No venimos a enfrentarnos con la Policía, sino contra la injusticia del paro", ha dicho.
"Tiene que ser la gente la que tiene que salir a luchar. Esto será un levantamiento pacífico, una revolución, Nuestras armas son la unidad y la acción", ha dicho Cañamero, quien ha cargado contra el Gobierno por haber pasado como "una apisonadora por todas las reivindicaciones sociales". "Es como el 15M, pero multiplicado", ha dicho.
Además, ha querido dejar claro que estas movilizaciones no van contra el PP, sino contra las políticas "dictadas por la Troika". "Están preocupados. Quieren que entremos al trapo, pero no lo vamos a hacer. Esto se le ha escapado de las manos a los que pensábamos que éramos solo cuatro. Esto solo es el principio", ha dicho.
Por su parte, Martínez se ha pronunciado sobre las palabras de ayer del presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, al vincular estas protestas con los neonazis griegos. Sobre esta cuestión, el líder sindical ha destacado que es "una muestra del miedo ante esta movilización popular". "Seguiremos después del 22M", ha advertido.
También se han referido al hecho de la previsión de que 1.650 agentes antidisturbios blinden la capital. "Madrid estará colapsado porque entrará gente por todos los lados. Hay ganas de romper el silencio. La gente necesita esa fuerza moral que les estamos dando", ha señalado Cañamero.
En cuanto a cifras, Resina ha detallado que se prevén cuatro trenes y un total de 800 autobuses que vendrán de todos los rincones de España, por lo que se estima un mínimo de 60.000 personas. Sin embrago, podría llegar a 100.000 personas e incluso mucho más si se tiene en cuenta a las personas que se han organizado por su cuenta.