Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Juzgan a Muñoz, Yagüe y García Marcos por conceder licencias irregulares

Julián Muñoz y Juan Antonio Rocacuatro.com

El Juzgado de lo Penal número 7 de Málaga tiene previsto juzgar a los exalcaldes de la localidad malagueña de Marbella Julián Muñoz y Marisol Yagüe, a la ex primer teniente de alcalde Isabel García Marcos, y a otros 10 exconcejales de distintas corporaciones marbellíes, a los que la Fiscalía acusa por conceder licencias de obras supuestamente irregulares.

Según las conclusiones del ministerio público, los acusados aprobaron por unanimidad en distintas comisiones de gobierno primero la licencia de obras para el proyecto básico de 10 viviendas aisladas en la zona de Cristo de los Molinos; posteriormente, el permiso para el proyecto de ejecución de dichas viviendas y finalmente otra licencia de obras para otras tres viviendas más en la zona.
"En todos los casos concedieron licencias a sabiendas de que eran contrarias a las normas urbanísticas, pues aunque se trataba de suelo clasificado como urbanizable programado, no se hallaba calificado pormenorizadamente al no haberse llegado a desarrollar mediante un plan parcial", dice el fiscal en su escrito, añadiendo que así constaba en los informes técnicos.
El ministerio público acusa a los procesados de un delito contra la ordenación del territorio. Esta acusación estaría dentro del acuerdo con las defensas, por el que se acordaron determinadas penas siempre que mostraran su conformidad con los hechos; aunque hay una acusación particular. Así, el fiscal pide para Muñoz, Rafael González y Marisa Alcalá un año de prisión y 10 de inhabilitación.
Para Alberto García Muñoz, Tomás Reñones y José Luis Fernández Garrosa pide nueve meses de prisión e inhabilitación también por 10 años, conforme al acuerdo. En este grupo estaría el exconcejal Javier Lendínez, que se fugó en 2008, tras mostrarse a favor del acuerdo; y que ahora ha sido detenido. Fuentes judiciales han apuntado que posiblemente se pida más pena de la que contempla dicho acuerdo.
En lo que respecta a los entonces concejales Isabel García Marcos, Rafael Calleja, José Antonio Jaén, Carmen Revilla y Pedro Pérez, también acusados en el caso que se juzga este lunes, la pena solicitada por la acusación en otra causa en la que hubo conformidad fue de 12 meses de multa a 10 euros diarios, lo que supone 3.650 euros; y 10 años de inhabilitación para empleo o cargo electivo.