Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Junqueras defiende crear una caja de resistencia para cubrir a Mas económicamente por el 9N

Cree que pedirle responsabilidades económicas incrementa el deseo de votar el 1-O
El vicepresidente y conseller de Economía del Govern, Oriol Junqueras, ha defendido este viernes la creación de una caja de resistencia para cubrir una posible sanción económica al expresidente de la Generalitat Artur Mas por el 9N.
En un artículo publicado en 'El Punt Avui' recogido por Europa Press, se ha referido a la decisión del Tribunal de Cuentas de activar el nombramiento de un instructor para que practique diligencias previas y en su caso proceda a la apertura de una investigación para dilucidar responsabilidades por el proceso participativo del 9 de noviembre de 2014.
Así, se podría reclamar al expresidente de la Generalitat Artur Mas y varios de sus exconsejeros el dinero público que se gastó en aquella consulta, en torno a los 5 millones de euros.
Junqueras ha advertido al Tribunal de Cuentas de que pedir responsabilidades económicas a Mas, y las exconselleras Irene Rigau y Joana Ortega por el 9N "incrementa exponencialmente" el deseo de votar el 1-O.
El vicepresidente ha avisado de que "el país no dejará a nadie comprometido con la libertad en la estacada", ha calculado que el precio del voto sale a 2,1 euros --5 millones que costó la consulta entre 2.344.828 votantes-- y se ha mostrado convencido de que esos votantes estarán más que satisfechos de aportar esa cantidad.
La ANC fue la primera en plantear una caja de resistencia para costear las posibles sanciones a los cargos públicos por la organización del 9N y abrió una cuenta para recibir aportaciones.
Junqueras repasa algunos de los episodios en los que el Gobierno ha tenido que costear infraestructuras deficitarias como las radiales de Madrid o la plataforma Castor y sentencia: "Palo a quien pone las urnas, zanahoria a los que han estado a punto de arruinar".