Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jordi Pujol hijo ofreció a su padre cargar con la confesión del dinero oculto

Jordi Pujol Ferrusola, ante la comisión de investigación del Parlament sobre el fraude fiscal,EFE

El hijo mayor del expresidente de la Generalitat Jodi Pujol, Jordi Pujol Ferrusola, ha revelado este lunes que ofreció a su padre cargar él con la confesión sobre las cuentas que la familia tuvo en el extranjero durante 34 años, pero el padre lo rechazó por responsabilidad con su mujer y sus hijos. También ha negado haber operado nunca en paraísos fiscales, aunque no sabe dónde los bancos depositan los fondos "en última instancia", y también ha negado cobrar comisiones por obras públicas concedidas en los mandatos de su padre. Ha explicado que sus empresas ingresaron 22,3 millones de euros entre 2004 y 2013, de los que tributó 7,5 ajustándose a la ley. Y sobre su relación con el actual presidente, Artur Mas, ha asegurado que es "muy amigo" suyo, y ha negado que le haya dejado solo porque, a su juicio, no ha hecho nada que le pueda perjudicar.

El hijo mayor del expresidente de la Generalitat Jodi Pujol, Jordi Pujol Ferrusola, ha revelado este lunes que ofreció a su padre cargar él con la confesión sobre las cuentas que la familia tuvo en el extranjero durante 34 años, pero el padre lo rechazó por responsabilidad con su mujer y sus hijos.
En su intervención para cerrar su comparecencia de más de cuatro horas ante la comisión de investigación del Parlament sobre el fraude, la evasión fiscal y la corrupción, ha explicado que, cuando le ofreció asumir la responsabilidad de la confesión, su padre le constestó: "Tú no te preocupes. Es mi obligación con la familia".
Ha argumentado que, sacrificando su trayectoria política y asumiendo la responsabilidad, el expresidente entendía también que debía hacerlo porque "era responsable ético y moral" de lo que su padre, Florenci Pujol, le encomendó al dejarle dinero en el extranjero para proteger a su mujer y sus hijos.
Pujol Ferrusola ha iniciado su intervención asegurando que suscribe "plenamente" el comunicado que hizo público su padre el 25 de julio, y ha querido aportar su punto de vista sobre los motivos que indujeron al expresidente catalán a asumir la confesión.
Tres momentos clave
El hijo de Pujol ha expuesto que su padre ha tenido tres momentos clave en la vida en cuanto asunción de responsabilidades: en 1960 cuando el Franquismo le juzgó; en el 23F cuando decidió "encerrarse" en la Generalitat pese al golpe de Estado, y el comunicado de 2014 cuando admitió el patrimonio oculto.
Pujol jr. ha esgrimido que fueron tres momentos en los que su padre "no se escondió": en 1960 podría haber exiliado y no lo hizo; durante el 23F podría haber tratado de huir y lo descartó, y en 2014 podría haberse desentendido y asumió la responsbilidad sobre el dinero en Andorra.
Así, el primogénito del presidente ha utilizado estos tres capítulos de la historia vital de su padre para defender siempre ha estado "marcado por el mismo valor", el de asumir la responsabilidad en los momentos difíciles.
Dinero en el extranjero
Ante la comisión de investigación de fraude, a preguntas de Oriol Amorós (ERC), también ha negado la acusación de su exnovia Victoria Álvarez de llevar mochilas de dinero a Andorra: "Ha estado conmigo tres veces en Andorra. Fui con esta mujer tres veces: una a dormir y las otras dos, subir y bajar", y ha asegurado que no llevó dinero en estos viajes al Principado.

En cuanto a la fortuna ocultada en el extranjero sin declarar por parte de la familia, se ha escudado en que se reserva para contar "las primicias" al respecto a su declaración judicial del 26 de marzo, cuando está citado como imputado por haber sido gestor del supuesto legado, dentro de la causa que investiga una juez de Barcelona.

Ha reproducido la versión de su padre y ha sostenido que ese fondo familiar proviene de divisas de su abuelo, Florenci Pujol, que "nunca han estado en España", y no sabe cómo se gestionó antes de los años 90, momento desde el cual él se hizo cargo.

Banca Catalana, "para hacer país"

También se ha referido a Banca Catalana, y ha asegurado que nunca fue un instrumento para hacer fortuna por parte de su familia, "sino para hacer país".

Ha defendido también que el 90% de su actividad empresarial la desarrolló fuera de Cataluña, y ha querido desmentir una serie de "mitos", como que el mármol de la vieja terminal del Aeropuerto de Barcelona la hizo una de sus empresas: asegura que no fue él, sino un socio suyo, tres años antes de que él se incorporarse a esta empresa.
Ingresó 22 millones en 2004-2013 y tributó 7,5
Pujol Ferrusola también ha explicado que sus empresas ingresaron 22,3 millones de euros entre 2004 y 2013, de los que tributó 7,5 ajustándose a la ley.
Lo ha dicho en la comisión de investigación del Parlament sobre fraude fiscal, donde ha asegurado que Hacienda le ha inspeccionado en el período que va desde abril de 2013 hasta enero de 2015, sin encontrar "nada extraño".
Ha añadido que la inspectora de Hacienda que le han asignado ha discrepado en temas menores, como un viaje, un restaurante y el sueldo de una empresa mal computado, pero ha asegurado que la fiscalidad de sus empresas es correcta.
"Amistad íntima" con Artur Mas
Jordi Pujol Ferrusola, ha asegurado ante el Parlament que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, es "muy amigo" suyo, y ha negado que le haya dejado solo porque, a su juicio, no ha hecho nada que le pueda perjudicar.
"Artur Mas es muy amigo mío, y yo con mis amigos no tengo por qué verlos cada día, cenar, esquiar o jugar a la ruleta o petanca. A veces sólo un par de veces al año, pero tengo una conexión muy íntima con gente que quiero y aprecio", ha sostenido en la comisión de investigación sobre el fraude.
Así se ha manifestado después de que Mas, en su comparecencia ante la comisión de investigación el 9 de febrero, negara que tuviera una relación "de amistad íntima" con Jordi Pujol Ferrusola, y precisó que sólo había estado una vez en su casa durante 30 años y que no habían salido a cenar ni una vez juntos con sus parejas.
Sí reconoció que tuvo relación con él y que fue una de las primeras personas que conoció en CDC, pero remarcó que no tenía una relación íntima: "No puedo admitir que me presenten con esta relación superíntima con una persona con la que yo no he tenido esta relación íntima".
Este lunes, Pujol Ferrusola ha remarcado que no necesita saber que sus amigos piensan en él, además de destacar que siempre que éstos necesiten su ayuda la tendrán, pese a precisar que Mas "no ha tenido tiempo" de llamarle desde hace mucho.
Sin embargo, se ha mostrado convencido de que el día que le llame o le escriba le contestará y le atenderá cuando lo necesite, y ha negado así que le haya dejado solo y tampoco utilizado.
"No me utilizan, no tengo que esconderme de nada. Mas ha dicho lo que tenía que decir: que es un tema privado, con todas las consecuencias que conlleva", ha zanjado.