Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Montull dice que la "amistad" hacía que todos los políticos fueran siempre al Palau

El exdirector del Palau de la Música Jordi Montull ha asegurado este lunes en su declaración como acusado en juicio que "la amistad que tenían con ellos" hacía que todos los políticos estuviesen casi cada día en la institución musical, y ha negado presionarles para construir un hotel de lujo junto a la institución cultural.

"Por la amistad que teníamos con ellos los teníamos casi cada día en el Palau; a todos los políticos", ha dicho la mano derecha del entonces presidente de la institución, Fèlix Millet, durante un exhaustivo interrogatorio del fiscal de más de cuatro horas en la Audiencia de Barcelona.
Ha asegurado también que los 900.000 euros que aparecen en algunos apuntes intervenidos no es una comisión irregular que cobrase junto a Millet del promotor de la obra --de lo que le acusa el fiscal--, sino que son los "honorarios de los arquitectos".
Ya a preguntas de su abogado, Jordi Pina, ha asegurado que en ningún momento ni Millet ni él presionaron a los políticos para conseguir este aval, y que el proyecto del hotel ---que en ningún momento llegó a materializarse-- se hizo "de acuerdo con las instituciones".
"¿Ejercieron presión moral sobre algún funcionario para que dictase resoluciones a favor del Palau?", ha preguntado el abogado a Montulll, a lo que ha respondido que en ningún caso, sino que el apoyo político se decidió por su propio peso.
En el breve cuestionario al que le ha sometido su letrado, también ha recalcado que, además del apoyo político, el Palau contaba para el proyecto del hotel con el visto bueno de los vecinos de la zona.
Sobre los 900.000 euros, ha explicado que ninguna otra empresa presentó una oferta que alcanzase la del promotor de Olivia Hotels, Manuel Valderrama, sino que todas estaban "muy por debajo", por lo que su abogado ha concluido durante el interrogatorio que no había ninguna necesidad de hacer un pago de este tipo.
Niega falsear la propiedad
Además de sobre esta imputación de apropiación indebida, el cuestionario del fiscal Antoni Pelegrí ha versado sobre la supuesta ocultación a las instituciones de que el Palau de la Música no era ya el propietario del solar, sino que que había pasado a manos del promotor, con lo que les acusa de haber cometido este delito de falsedad documental para simular que las obras tenían un interés público.
En cuanto a este punto, ha asegurado que sí se había comunicado tanto a la Generalitat como al Ayuntamiento de Barcelona el cambio de propiedad, y en la última de las preguntas del fiscal ha dicho que Millet "estaba al corriente" de todos los movimientos que hizo el Palau para intentar construir el hotel.
La duración del interrogatorio a Montull ha contrastado con el de Millet --para ambos el fiscal pide diez años de cárcel-- que únicamente ha respondido preguntas de su abogado por estar "muy medicado" después de la operación de fémur que obligó a aplazar el juicio unos días.