Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP vasco ve una "táctica" en la declaración de EPPK

Iñaki OyarzábalEFE

El secretario general del PP vasco, Iñaki Oyarzábal, ha afirmado que la "novedad", que "no es menor", del comunicado del colectivo de presos de ETA (EPPK) es que asumen que, "con este Gobierno, no hay atajos" y ha señalado que la declaración tiene "una parte importante de artificio y táctica" y tiene "poco crédito" si no se acompaña de un "desmarque" de ETA.

A su juicio, "son ellos los que tienen que moverse" y no les quedan otros pasos que dar que asumir la legalidad, el imperio de la ley y el cumplimiento de sus penas".
Oyarzábal se ha referido de esta manera al comunicado del colectivo de presos de ETA (EPPK) en el que reconoce el sufrimiento y daño multilateral generados" como consecuencia del conflicto y se muestran dispuestos a estudiar la posibilidad de que el proceso que culmine "con la vuelta a casa" se efectúe "de manera escalonada, mediante compromisos individuales y en un tiempo prudencial".
Asimismo, tras asumir toda su responsabilidad sobre la consecuencias de su "actividad política", dicen que podrían aceptar que su excarcelación fuera "utilizando cauces legales".
El dirigente popular ha afirmado que no se puede abordar este comunicado "en términos de avance o no" o "si esto es un paso pequeño, mediano o grande".
"ARTIFICIO Y TÁCTICA"
A su juicio, lo que hay es una "parte importante de artificio y táctica". "Forma parte de una comunicado que, aparentemente aporta novedades, pero que sigue instalado, si se lee en profundidad el comunicado, en la teoría del conflicto político, reconocen el daño, pero no reconocen su responsabilidad porque la achacan al denominado conflicto político".
Oyarzábal ha afirmado que están instalados en esa "retórica de la justificación, democráticamente inaceptable" y ha asegurado que es un comunicado cargado de "falsedades".
El dirigente popular ha señalado que habrá "quien pueda ver novedades", pero, a su juicio, la "auténtica novedad es que, con dos años de retraso, los presos de ETA asumen que, con este Gobierno, no caben los atajos y que no les queda otra que asumir la legalidad y reconocer la legitimidad del Estado de Derecho".
"Algo es algo, pero es algo tan obvio que no nos puede llevar a pensar que tengamos que agradecerles algo por ello, ni premiarles por reconocer lo obvio, y es que en un Estado de Derecho todos estamos sometidos a la ley", ha asegurado.
A su juicio, es algo "tan obvio" que le lleva a pensar que hay "mucho de táctica" en su comunicado y "poco crédito tienen si de verdad no lo acompañan de un desmarque de la banda y un rechazo a la banda". Oyarzábal ha asegurado que "no deja de ser insuficiente" su posición, ya que el objetivo de la sociedad, del PP y del Gobierno central es "conseguir la disolución incondicional de ETA".
En este sentido, ha asegurado que van a seguir trabajando hasta alcanzar dicho propósito.
"Ese tiene que ser el horizonte y, a partir de ahí, no tenemos que dar más importancia a sus propias tácticas y estrategias y hay que relativizar mucho este tipo de gestos que tienen que ver más con la táctica que con la sinceridad si nos atenemos a la retórica que utilizan", ha añadido.
Oyarzábal ha señalado que el hecho de que "asuman" que "no caben los atajos" viene a confirmar que "da resultado la política de un Gobierno que ha sabido mantener el tipo y la presión". "Viene a confirmarnos que teníamos razón quienes apuntábamos que manteniendo la presión los presos de ETA se verían obligados a reconocer que son ellos los que tienen que dar pasos y no es el Gobierno quien tiene que moverse. Son ellos los que tienen que moverse", ha agregado.
"No les quedan otros pasos que dar, que asumir la legalidad, el imperio de la ley y el cumplimiento de sus penas. Hoy ETA lo que reconoce es eso, que no habrá atajos ni otras vías que no sean las de la asunción de nuestra legislación, de la ley", sentenció.