Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fomento dice que tratará de que Google y otros operadores respeten las lenguas cooficiales, ante la queja del PNV

El ministro de Fomento, Iñigo de la Serna, ha asegurado que su departamento tratará de que Google y otros operadores de internet respeten las lenguas cooficiales en la toponimina y las denominaciones que incluyen en sus mapas y referencias, ante la queja del PNV por que siga figurando Fuenterrabía en lugar de Hondarribia o Mundaca en vez de Mundaka.
El debate se ha producido en el Congreso, durante el Pleno de control al Gobierno. De la Serna ha explicado al diputado del PNV Iñigo Barandiaran que el Ejecutivo no puede "imponer" una toponimia a empresas privadas, pero que sí puede tratar de que la respeten hablando con ellas e incentivar su colaboración, como piensa hacer con Google, ha dicho.
Ha recordado que la cartografía oficial española se atiene a las denominaciones en euskera y en el resto de lenguas cooficiales, pero ha admitido que los buscadores no siempre respetan esta toponimia y ha asegurado que el Gobierno trabaja para evitarlo.
Barandiaran, portavoz de Fomento del Grupo Vasco, ha exigido a Fomento "una actitud más activa en la vigilancia de la información geográfica". Ha explicado que el Instituto Geográfico Nacional cumple "escrupulosamente" con las denominaciones oficiales, pero no garantiza que sea así en la "explotación" de dichos datos y cuando se facilita su gestión a tercero.