Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Fiscalía dice que si Mas saca las urnas su plan son "los instrumentos del Código Penal"

Imagen de archivo de Eduardo Torres-Dulcecuatro.com

El fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, ha asegurado que la Fiscalía ha estudiado "todas las posibilidades de actuación hipotéticas" en relación con la consulta independentista que planea la Generalitat de Cataluña y ha dejado claro que si se comete alguna conducta "marcada en el Código Penal la Fiscalía y los tribunales actuarán en consecuencia".

Según Torres-Dulce, si el presidente catalán, Artur Mas, saca las urnas a la calle el 9 de noviembre el plan de la Fiscalía es "el Código Penal". "Tenemos todos los instrumentos del Código Penal para ponerlos en marcha", ha dicho en una entrevista en la Ser recogida por Europa Press, subrayando que este texto es el último recurso "para supuestos de ruptura de la convivencia".
Eso sí, ha precisado que el uso de esos "instrumentos" puede depender de lo que dictamine el Tribunal Constitucional, ante el cual el Gobierno prevé recurrir la convocatoria de la consulta. El TC, ha explicado, puede "simplemente" suspender la consulta o "establecer condiciones".
Así, si el TC incluye "obligaciones que hay que cumplir" puede dar lugar a un delito de desobediencia. Eso sí, ha recalcado que para ello hace falta que el alto tribunal haga requerimiento para que se cumpla su autoridad, y "de forma que todos aquellos que tengan que cumplirlo lo sepan con claridad". Torres-Dulce ha añadido que un delito de sedición sería "algo mucho más grave" porque "supone el desarme absoluto del Estado constitucional".
El fiscal no ha querido precisar cuáles son los escenarios hipotéticos sobre los que ha trabajado la fiscalía, porque sería "especular" con posibilidades de "de corazón" desea que no se produzcan.
También ha afirmado que ignora "la hoja de ruta, el plan A, B o C del Gobierno" y no ha querido valorar si haría falta una actuación más política, de la misma forma que a él no le gusta que los políticos se metan en su terreno.
Preguntado por la manifestación masiva a favor de la consulta y la independencia vivida el jueves en Barcelona, con motivo de la Diada, Torres-Dulce se ha limitado a expresar su "respeto absoluto" a una forma de manifestación y de expresión que "forma parte de las bases mismas de la democracia".