Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alicia Sánchez-Camacho erige al PP como el único capaz de frenar la mayoría absoluta de CiU

Alicia Sánchez Camacho, candidata del PP a la GeneralitatEFE

La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho, ha erigido a su partido como el único capaz de frenar una mayoría absoluta de CiU en las elecciones del 25 de noviembre y "plantar cara al separatismo" de la federación.

En rueda de prensa a pocas horas de arrancar oficialmente la campaña electoral, ha ofrecido al PP catalán para acoger a "todos los catalanes que también se sienten españoles y quieren tener una voz fuerte en el Parlament".
"El único partido de carácter nacional con capacidad de construir una alternativa fuerte a CiU es el PP", ha reivindicado la dirigente, que ha asegurado que en estas elecciones el PSC está descolocado y no sabe qué defiende.
Camacho se ha propuesto evitar una mayoría absoluta de CiU que llevase "de forma imparable a la ruptura de Catalunya con el resto de España", y se siente preparada para afrontar el épico reto --ha dicho-- que suponen estos comicios.
Campaña de "trileros"
La candidata ha acusado a CiU de "hacer la campaña de los trileros de las Ramblas" por tratar de esconder bajo su apuesta soberanista su gestión, sus irregularidades y las consecuencias de una independencia.
El PP catalán aspira en estas elecciones a aglutinar todo el voto contrario a la independencia, por lo que insiste en la necesidad de superar el debate ideológico y recibir votos de socialistas desencantados o votantes moderados de CiU para "plantar cara al separatismo de Mas".
En las elecciones autonómicas de 2010 el PP cosechó los mejores resultados de su historia en unas catalanas, aupándose hasta los 18 diputados y convirtiéndose en la tercera fuerza en el Parlament por detrás de CiU y PSC.
Campaña
La campaña de los populares arranca la madrugada de este viernes en Castelldefels (Barcelona) y se cierra el viernes 23 en Badalona (Barcelona), las dos principales ciudades en las que gobierna el PP catalán desde las elecciones municipales de 2011.
Durante los 15 días de campaña está previsto que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, acuda hasta en cuatro ocasiones a Cataluña, celebrando mítines en todas las provincias: el día 9 en Lleida, el 10 en Tarragona, el 18 en Girona y el 23 en Badalona para cerrar la campaña.
Además, será constante el goteo de miembros del Gobierno y de la dirección del partido que celebrarán actos por todo el territorio, tanto en la caravana principal junto a Alicia Sánchez-Camacho, como por su cuenta en actos de provincia junto a los candidatos locales.
Así, está prevista la visita a Cataluña de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría; del ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García Margallo; del de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, y del de Agricultura, Miguel Ángel Arias Cañete.
También participarán en la campaña catalana la presidenta de Castilla La Mancha y secretaria de organización del PP, María Dolores de Cospedal; el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y la expresidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre.